Tarifas de luz por las nubes en Cipolletti: una vecina recibió una boleta de más de 100 mil pesos

Los costos del servicio de electricidad son muy elevados en los sectores populares. Referentes barriales piden que les otorguen un subsidio. La distribuidora explicó lo sucedido.

Los altos costos en las facturas de electricidad en barrios populares de Cipolletti vuelven a poner en discusión los subsidios para los sectores más vulnerables. Como ocurrió meses atrás, muchos ciudadanos recibieron facturas por encima de los 30 mil pesos, incluso una vecina del barrio Obrero tiene una boleta que supera los 100 mil pesos.

Meses atrás, referentes del sector se reunieron con la distribuidora Edersa para buscar una solución. Para otorgar cualquier tipo de subsidio es necesaria la participación del EPRE. El barrio Obrero, como otros centros urbanos populares, comenzaron a regular el servicio en el último año.

“Años de lucha para recibir este baldazo de agua fría” fueron las palabras que utilizó Cinthia, una vecina del barrio Obrero para manifestar su enojo por los altos precios que figuran en su boleta de Luz. Según relató las tarifas de energía eléctrica superan los $100.000.  

Hace poco más de dos meses los vecinos del barrio obrero se reunieron con Edersa para gestionar un subsidio que les permita a ellos poder continuar con el servicio de energía eléctrica y que tuviera en consideración la falta de red de gas que sufre el barrio. La empresa manifestó que otorgarían esa ayuda, pero esto no llegó a concretarse.  

“Nos reunimos a charlar entre vecinos y la boleta que menor costo tiene es de $37.000 pesos. Hay una vecina que vive sola, es jubila, no tiene gran consumo y su boleta es de $107.000 pesos. Edersa nos prometió un subsidio que es una mentira” expresó Cinthia.  

Los vecinos relataron que la empresa se acercó a controlar los medidores de energía eléctrica para regular los consumos. “Nos dijeron que los reguladores estaban bien, pero las boletas siguen llegando con valores extremadamente altos. Nadie acá tiene ese poder adquisitivo. Los vecinos incluso están pensando desengancharse del cableado legal” manifestaron los vecinos del barrio obrero.  

Según comentaron son más de 20 familias las que recibieron boletas con costos arriba de los $30.000 en ambas cuotas de la energía eléctrica. Esta situación se repite en distintos puntos de la ciudad como es el caso del barrio San Lorenzo y 1200 Viviendas.  

“Estuvimos años sin ser parte del tendido eléctrico legal. Fue una lucha que costó muchísimo conseguir los medidores y reguladores. Esta situación nos preocupa. Necesitamos una respuesta urgente” remarcaron desde el Barrio Obrero.  

Edersa trabaja junto al EPRE en el uso racional

Desde la distribuidora explicaron que, junto con el EPRE, trabaja desde hace meses en la normalización de barrios populares y en la concientización a los usuarios sobre uso seguro y racional de la energía.

Agregaron que particularmente en los barrios Obrero A y B, a instancias de los vecinos, se realizó hace unos dos meses la inspección y análisis de todos los medidores del sector. Esas recorridas se hicieron con representantes de Edersa, el EPRE y los vecinos, concluyendo en un trabajo coordinado que ofreció buenos resultados.

Desde la distribuidora también se refirieron a la factura que los vecinos denunciaron. En relación a la factura de 107.000 pesos, que fue emitida en agosto (corresponde al bimestre 04), indicaron que se refacturó luego de llegar a la conclusión de que existía un error, y hace unos días se emitió una nueva factura a esa usuaria, por el 10% de aquel valor, con un consumo de más de 900 kwh. «No existen facturas del importe que se indica -100.000 pesos- y cuando surgen altos consumos, trabajamos con los vecinos en procura de lograr que mantengan el servicio y puedan pagarlo», indicaron.

«El objetivo tanto de Edersa como del EPRE y el municipio local es conseguir regularizar más barrios populares, mediante obras de normalización, y que esos vecinos se sostengan en la regularidad».

Agregaron que es «fundamental» por el hecho de la seguridad pública y la calidad de los suministros de aquellos que sí abonan. En ese sentido explicaron que «trabajamos en capacitaciones sobre consumo, eficiencia energética, y colocamos la empresa junto al usuario, con el objetivo de lograr que la energía sea segura».

Finalmente comentaron que el jueves próximo se realizará una reunión de la que participarán Edersa, el EPRE y una comitiva de vecinos de esos dos barrios.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora