Nadie puede con la hegemonía de Morales

Ganó por sexta vez la clásica competencia.Mucho público acompañó a los competidores.



Maximiliano Morales se dio el gusto de cruzar la meta junto a su hijo, su sobrino -en brazos- y el correcaminos en su mano derecha.
ROCA (AR).- Caminando, con su hijo al lado y su sobrino en brazos, cruzó Maximiliano Morales la llegada del "Tetratlón de la Manzana", que ayer volvió a escribir una nueva página en Roca.

Fiel a los pronóstico y quebrando la ilusión de varios rivales, el atleta roquense se impuso por sexta vez consecutiva en la tradicional prueba que cada año convoca a más de un centenar de competidores y un numeroso público.

Como no podía ser de otra manera, la gente fue otro de los principales protagonistas de la competencia. Tanto en la zona del Paso Córdoba, como en el club Apycar y en el centro de la ciudad, se vio una gran concurrencia de espectadores con el mismo objetivo: alentar el paso de los atletas.

Morales sigue siendo el principal exponente de pruebas combinadas de la región y cada vez saca más ventaja en el historial del "Tetra".

Todo comenzó alrededor de las 13.30, con la concentración n la zona de la "Balsa Vieja". De allí los competidores se dirigieron al punto de largada, ubicado unos 300 metros más arriba y luego de la asistencia, el silencio se apoderó de todos.

Fueron un par de minutos de total concentración. Algunos miraban el cielo, otros al agua, mientras las agujas del reloj se acercaban a las 14.

La puesta en marcha fue uno de los momentos más emotivos, todos corriendo se metieron al río y en un par de minutos sólo se veían brazos que se hundían y salían.

El primero en llegar al parque cerrado de las "bicis" fue el neuquino Carlos Báez, más atrás Jonathan Aguilera, Morales y el resto.

La etapa de mountain bike fue la más dura de todas y la clave del triunfo del "correcaminos", que antes de cumplirse cinco minutos en las bardas les había sacado 35 segundos a su escolta, el juvenil Martín Mansilla y 52 a Alfredo Villegas. En tanto, a 1m 50s aparecía Pablo Tosoni y a 2m 20s Daniel Caucamán.

Después de negociar la zona alta y de regreso al puente de la ruta 6, la distancia del líder y sus escoltas, Mansilla y Villegas, ya era de un minuto, por lo que a esa altura la lucha comenzaba a centrarse en la segunda posición.

A todo esto Tosoni comenzaba a aparecer como una amenaza para los escoltas, al tiempo que Fernando Helling y Pablo Sfeir tenían una importante recuperación.

El primero en entrar al parque cerrado de canoas fue Mora

Terminó el conteo y al sonido de la sirena largó el "Tetratlón de la Manzana". Los primeros en tocar el agua fueron los de la categoría élite, pero enseguida lo hizo el resto.
les, más atrás Mansilla y ahí nomás Tosoni y Helling, quien a la altura del puente quedó tercero y en el Apycar ya era segundo, delante de Sfeir, de gran trabajo en el río.

La última etapa, la de pedestrismo, sólo fue para cumplir, ya que Morales no bajó la intensidad y el esfuerzo de Helling no fue suficiente para quitarle el triunfo al máximo candidato, el "correcaminos".

Otro de los que realizó un trabajo impecable fue el juvenil Mansilla, quien le dio pelea hasta el final a los líderes e incluso llegó a ser escolta cuando promediaba la competencia. Finalmente se impuso en su categoría y fue sexto en la clasificación general.

Por su parte, José Cifuentes completó una de sus mejores actuaciones y se llevó para Cervantes una importante victoria en seniors "A".

Guillermo Sánchez aparecía con grandes chances en seniors "B" y lo confirmó.

Juan Carlos Ivars cruzó la meta festejando su gran victoria en veteranos "A" y cerca suyo lo hizo Sergio Villegas en veteranos "B".

Entre las damas, por último, Graciela Rubio tuvo su revancha esperada este año y se subió a lo más alto del podio.

Por algo le dicen el "Correcaminos"

Gana todo lo que corre, pero el "Tetralón de la Manzana" es su debilidad. Y desde hace seis años tiene un mismo dueño, que lo defiende con uñas y dientes porque no quiere que nadie se la quite.

El "Correcaminos" Maximiliano Morales llegó con más de cuatro minutos de ventaja sobre su escolta y, luego del encuentro con la prensa, regresó a buscar a dos de sus alumnos.

"Todos saben lo que significa el "tetra" para mi, por eso quiero compartir esta nueva victoria con toda la gente que siempre está conmigo y con el público, que es sensacional", comentó el múltiple ganador de la prueba "manzanera".

Por su parte, Fernando Helling afirmó: "me pegué un golpe bastante fuerte en la "bici", pero gracias a Dios me repuse y pude terminar segundo. Si no me hubiese caído igualmente no lo alcanzaba a Maxi. Sabíamos que era el rival a vencer".

Pablo Sfeir, quien llegó en la tercera ubicación, se lamentó por un problema en el rodado, pero igual quedó conforme con su rendimien

to. "Torcí una llanta y fui frenado casi la mitad del circuito. Eso lo pagué carísimo en el trote porque tuve un gran desgaste de piernas. La suerte me jugó una mala pasada, pero me pude reponer y estoy muy contento, llegué en el puesto que pensaba", comentó el "turco".

Para el juvenil Martín Mansilla, "lo más difícil fue el kayac, había muchas olas por una embarcación, creo que estaban pescando. Fui tranquilo hasta la etapa de pedestrismo, que es lo que mejor hago y pude terminar arriba en el clasificador".

En tanto, el neuquino Alfredo Villegas dijo que "es la mejor prueba que hay en el Valle, sin dudas. No conocía el circuito. Por suerte ando bien en la bici y no me costó tanto, pero pinché y eso me retrasó. En líneas generales estoy conforme con mi rendimiento y con la gente, que es espectacular. Quiero compartir esto con mis compañeros del balneario Gatica y mi novia".

Pasó otra edición de la prueba combinada más importante de la región y, tanto los atletas como los organizadores, cumplieron a la perfección. (AR)


Comentarios


Nadie puede con la hegemonía de Morales