Exclusivo Suscriptores

El Gobierno de Río Negro cambia prioridades y empieza a negociar con Salud

Asspur, ATE y UPCN retomarán el viernes la mesa sectorial por separado. La paritaria estatal en la Función Pública que estaba prevista para hoy fue postergada hasta el 10 y se ratificó la fecha con Unter para el próximo martes.

El Gobierno provincial tiene su foco de atención puesto en el conflicto de salud porque a pesar de que transitó una Semana Santa sin medidas de fuerza, excepto en Bariloche donde los hospitalarios mantienen el paro, no está resuelta la crisis con el último rechazo de aumentos en varios ítems específicos del sector por parte de todos los gremios.

Esa prioridad motivó la alteración de las reuniones sectoriales previstas para esta semana y la mesa de salud desdoblada, con Asspur por un lado y ATE y UPCN por el otro, como ocurrió anteriormente, será la única negociación prevista para esta semana, el viernes 5.

La redefinición fue comunicada oficialmente ayer por la tarde, pero ya había conversaciones informales con los sindicatos, según pudo conocer RÍO NEGRO. Y en esa difusión del nuevo cronograma de reuniones y paritarias, el Gobierno habló de la “búsqueda de consensos” y su apuesta al “diálogo para encontrar soluciones con los trabajadores de Salud Pública”.

En la misma información oficial se incluyó la postergación de la paritaria entre ATE y UPCN en la Mesa de la Función Pública, que en principio estaba prevista para hoy y fue corrida hacia el próximo miércoles 10. Un día antes, el martes 9 de abril, se ratificó la paritaria entre Unter y el Ministerio de Educación.

“Normalización” de insumos en hospitales


En la última semana, el Gobierno se esforzó en exhibir un intento de normalización en la provisión de insumos y medicamentos en los hospitales, también puso en valor las obras edilicias que están en curso en Salud Pública, entre ellas la ampliación del hospital Ramón Carrillo de Bariloche que fue relicitado por la anterior gestión de Alberto Weretilneck y tuvo un acelerado impulso en el gobierno de Arabela Carreras, quien no logró su deseo de inaugurarlo antes de dejar el Ejecutivo en diciembre.

La ministra Ana Senesi a hablar públicamente de los altos costos de los insumos y las especulaciones de los laboratorios, y admitió que hay un contexto de crisis en el país que afecta a todos: “Eso no lo desconocemos, al contrario nos preocupa, por eso queremos llegar, por consenso, a la mejor oferta que la provincia pueda hacer”, lanzó en uno de los comunicados difundidos por la provincia la última semana.

Senesi dijo además que la propuesta salarial no está cerrada y que se dialoga con gremios y trabajadores autoconvocados. Nada mencionó el Gobierno, hasta ahora, del pedido de ATE y Asspur de levantar los sumarios a los enfermeros de Bariloche.

Tensión con Unter


Con Unter el Gobierno tiene otro conflicto latente por el malestar del sindicato a la “dilación” de la paritaria que pretendían con urgencia luego del último Congreso Extraordinario en Choele Choel en el que se resolvió no realizar medidas de fuerza y volver a declarar la “insuficiencia” de la oferta de sumas fijas.

Hoy se reunirá en Roca el plenario de secretarios generales para analizar la situación, mientras que provincia no tomó nota del reclamo de adelantamiento de la paritaria y la ratificó para el martes 9, pero corrió la negociación con los estatales de ATE y UPCN con quienes tiene mayor sintonía.


Comentarios