Por no rendir facturas, Plottier y Huincul se quedaron sin obras

Es una decisión que adoptó el ministerio de Economía luego de que el Tribunal de Cuentas sancionara a los dos intendentes por remisos. Se trata del fondo sojero cuyo destino sólo es infraestructura que deben encarar jefes comunales sin que se puedan destinar a gastos corrientes.

Más de 7,3 millones de pesos quedaron vacantes para los municipios de Plaza Huincul y Plottier porque no rindieron bien las facturas ante el Tribunal de Cuentas.

Los intendentes Juan Carlos Giannattasio (MPN) y Andrés Peressini (Siempre) fueron sancionados porque desde junio de 2017 no regularizaron su situación sobre el reparto de los fondos nacionales.

Se trata del denominado Fondo Sojero que se constituye con el 30% de los montos efectivamente recaudados en concepto de derechos de exportación de granos de soja y el 27% de harinas y aceites. Se distribuye entre las provincias, a los municipios y a la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, de acuerdo al índice de coparticipación. Neuquén resolvió hacer lo mismo con el 15% de lo que recibe y lo reparte entre los municipios pero deben destinarlo a obras y rendir las facturas.

En falta

3.064.563
de pesos es lo que dejó de recibir el año pasado la municipalidad de Plaza Huincul y este año aún no se calculó.

Según informó la coordinación provincial de Relaciones Fiscales con los Municipios que depende del ministerio de Economía de la Provincia, Plaza Huincul recibió el año pasado $303,2 millones en concepto de coparticipación provincial y $422,2 millones, Plottier. Ambas, al ser municipios de primera, tienen un índice fijo en la ley 2148.
Pese al cepo del Tribunal de Cuentas para este tipo de fondo, ambos municipios reciben préstamos y subsidios del gobierno provincial para que no se ponga en riesgo el pago de sueldos .

Amén de recibir un porcentaje de los ingresos totales de la provincia, Huincul recibió $9,2 millones y Plottier $12,8 millones, de otro fondo provincial que se nutre del canon extraordinario de la ley 2615 que incluyó las áreas que se negociaron a partir de 2008 previo al boom de Vaca Muerta.

Plottier no había justificado en que gastó 14,3 millones de pesos entre 2012 y 2016 y por eso se lo sancionó, aunque, luego de un trámite volvió a estar en falta a partir de junio del 2017 y el cepo se mantuvo durante todo el año pasado. Pese a la denuncia de la oposición MarceloJara y de Pablo Vignaroli no abrieron los expedientes.


SUSCRIBITE A NOTICIAS DIARIAS
Todos los días un correo con las noticias más importantes del día.

Comentarios


Por no rendir facturas, Plottier y Huincul se quedaron sin obras