“La casa de papel”: las claves de un éxito

Una historiadora experta en series analiza por qué la producción española triunfa en el mundo.

23 jun 2018 - 00:00

Más allá de su calidad, el éxito de una serie depende principalmente de que entre en resonancia con la sociedad contemporánea, como es el caso de “La casa de papel”, una crítica al sistema liberal, afirma la historiadora Marjolaine Boutet.

Cuando Netflix empezó a difundir el año pasado esta serie española sobre una espectacular toma de la Fábrica Nacional de Moneda y Timbre de Madrid, la convirtió inesperadamente en oro. Y es que previamente, su exhibición en el canal de televisión español Antena 3 había cosechado una audiencia limitada.

Apoyada en una simbología fuerte, como la canción de resistencia “Bella ciao”, a la que la serie ha dado una segunda vida, o las caretas de Dalí que llevan los ladrones y se venden a raudales en la calle, “La casa de papel” engancha hasta a famosos, desde Neymar a Alejandro Sanz, quien solicitó un DVD antes de su estreno en Netflix, según Pina.

Producto paradigmático de una era en que las series se consumen en cualquier parte y momento, “La casa de papel” arrastra a los telespectadores con el ingrediente adictivo del suspenso y el afán de estos de colarse en la vida ficticia y real de sus protagonistas.

Son ladrones de buen corazón con nombres de ciudades como “Nairobi”, “Denver” y “Río” y congregan en las redes sociales hordas de fans. Una de ellas, Úrsula Corberó (”Tokio”), bate récords con 5,4 millones de seguidores en Instagram.

Estas son las claves que según esta especialista francesa en series de televisión explican el furor desatado por la serie española difundida por Netflix y cuya tercera temporada se estrenará en 2019.

También te puede interesar: “La casa de papel”, una serie que manipula a los espectadores

“La casa de papel”: las claves de un éxito

Rompe códigos

Inspirada en las películas de robos como “Ocean’s Eleven”, “La casa de papel” rompe “todos los códigos” del género porque, en vez de “ir muy rápido”, sucede prácticamente hora por hora. Además no se roba dinero de la Fábrica Nacional de Moneda y Timbre, sino que se fabrica, “en una cantidad tan monumental que no tiene ningún sentido”. El espectador se espera una serie de violencia y finalmente se topa con una “reflexión sobre la sociedad y cómo podemos reinventarnos”.

Contra el sistema

Denuncia el poder del dinero y se hace eco del sentimiento antiliberal. “De la derecha a la izquierda, hay un rechazo del sistema” actual, como lo demuestran las “últimas elecciones” en el mundo. Los propios candidatos, surgidos del populismo, se presentan como antisistema para conquistar el electorado.

Image

Oda al espíritu de equipo

Hay un cerebro, el Profesor, que prepara a todo el equipo de ladrones, pero que también “les hace ser conscientes de que van a hacer algo por una causa, no solo para su interés particular”. Es una “búsqueda de un compromiso en una causa común, frente al individualismo, el capitalismo”. Este componente interpela sobre todo a los jóvenes.

Oda a la inteligencia y al amor

El Profesor es un hombre sumamente inteligente, que lo tiene todo calculado en el plano intelectual, pero “no había previsto” enamorarse de Raquel, la negociadora de la policía que trata de poner a salvo a los rehenes.

La riqueza de los personajes

Los personajes con nombres de ciudades como “Berlín”, “Nairobi” y “Tokio”, tienen muchas facetas. “Su riqueza se va descubriendo episodio tras episodio”.

AFP

Seguí informado, suscribite GRATIS a nuestro newsletter

NEWSLETTER

Suscribite a “Noticias del día”Recibí todas las mañanas un correo con toda la información.