Prisión domiciliaria para la mujer que atacó con un cuchillo a un colectivero en Bariloche

El juez admitió el planteo de la defensa, resolvió sacarla del penal y que cumpla la detención en una casa. Está imputada por haber apuñalado a un chofer, que le había reclamado que se pusiera el tapabocas.





El juez Marcelo Álvarez Melinger resolvió esta martes que la mujer imputada por haber causado lesiones leves, con un arma blanca, al conductor de un colectivo de la empresa Mi Bus, cumpla la prisión preventiva en un domicilio, con tobillera electrónica. Y acortó a solo un mes el plazo de la preventiva impuesta a la acusada.

La mujer está imputada por agredir con un cuchillo al chofer del colectivo, que le había reclamado que se colocara el tapabocas cuando subió al transporte.

Ante el pedido del conductor, la mujer reaccionó con furia. Comenzó a insultar al trabajador y lo atacó por la espalda con un arma blanca, de doble filo, de unos 10 centímetros de largo, según la relató el fiscal Inti Isla en la audiencia de formulación de cargos, que se hizo al día siguiente del ataque.

La agresión contra el conductor ocurrió la tarde del 5 de febrero pasado, cuando la mujer subió a un colectivo de la empresa Mi Bus, que presta el servicio de transporte público de pasajeros en esta ciudad, en una parada del centro. El conductor le exigió que se pusiera el tapabocas y se generó una discusión que finalizó con el chofer herido. La mujer huyó, pero personal policial la detuvo en las inmediaciones.

Según las fuentes, Cicciarelo alegó este martes que el informe pericial psicológico que se había pedido indica que se trata de una paciente con varios trastornos de salud mental, asociado a un cuadro de epilepsia. Además mencionó que es una víctima de situaciones de violencia de género.

De todos modos, los peritos concluyeron que la acusada comprende la criminalidad de sus actos, pero presenta un déficit grave en sus capacidades para controlar sus impulsos. Por eso, el defensor oficial planteó que la mujer se sintió amenazada ante los reclamos del chofer y no controló sus impulsos. Por eso, lo atacó con el cuchillo.

Por eso, pidió la prisión preventiva domiciliaria para la mujer. El abogado Rodolfo Rodrigo, que representa a la querella, consintió el pedido del defensor oficial, con la condición de que el cumplimiento de esa detención sea supervisada por organismos del Estado.

La fiscal Silvia Paolini se opuso. Advirtió que la imputada por su estado es peligrosa para sí misma y para terceros. Recordó que es el cuarto ataque en varios años que comete la mujer con un arma blanca, con lesionados.

En mayo de 2020, la mujer fue condenada a 2 años de prisión en suspenso por dos ataques con arma blanca en un juicio abreviado, donde admitió su culpa. Sin embargo, no cumplió las pautas de conducta que se le habían impuesto como parte de la condena.

Paolini advirtió que en ningún momento el chofer la amenazó a la mujer, solo le pidió que se pusiera el tapabocas.

La fiscal planteó que en el domicilio nadie controlará que, por ejemplo, tome su medicación y no consuma bebidas alcohólicas que afectan su salud. Por eso, propuso mantenerla con prisión preventiva en el penal, donde se encuentra desde mediados de febrero pasado.

Tras escuchar los argumentos de cada uno, el juez resolvió admitir el pedido del defensor oficial. Las fuentes dijeron que cuando consigan una tobillera electrónica enviarán a la mujer al domicilio donde cumplirá el mes que le falta de detención, mientras la causa sigue adelante.


Comentarios


Prisión domiciliaria para la mujer que atacó con un cuchillo a un colectivero en Bariloche