Proyectos truncos de las RenovAr traban nuevos desarrollos verdes

Es por las reservas que mantienen en la capacidad de transporte. Buscan que se libere el cupo de un desarrollo neuquino.




La Agencia de Inversiones de Neuquén, la ADI-NQN posee un total de 1.000 MW de potencia entre los proyectos que tiene en sus carpetas, pero no puede avanzar con ellos a raíz de que no hay disponibilidad de transporte por las reservas de capacidad de muchos proyectos aprobados en el marco del programa RenovAr que al día de hoy no se han realizado.

El presidente de la ADI-NQN, José Brillo, explicó que el problema de cara al desarrollo de nuevos proyectos renovables está en la limitante de la capacidad de transporte ya que indicó que “no se han construido las grandes líneas que vinculan toda la zona productiva con el gran centro de consumo que es la Capital Federal”.

Brillo recordó que “en el gobierno anterior se había hablado de la construcción de líneas de alta tensión con participación público privada, lo cual no se logró, y entonces tenemos una complicación porque de 5000 MW que se han aprobado de energías renovables, hasta ahora solamente se han concretado y conectado alrededor de 3.000. Entonces hay 2000 MW que, al no construirse, están ocupando espacios de interconexión que es necesario resolver”.

El caso de la provincia de Neuquén es un claro ejemplo de este embudo que se generó con los proyectos del programa RenovAr.

En la provincia de Neuquén Los Meandros y Cerro Alto son dos parques eólicos de Envision, una empresa de China, y no es un proyecto que haya surgido de la ADI-NQN sino que es un proyecto privado, que se desarrolló pero no comenzó a construirse, entonces nos está ocupando 125 MW que para nosotros son muy importantes”.

El dato

125 MW
es la reserva de capacidad de transporte que tienen los proyectos eólicos de la firma china Envision.

En detalle, dentro de la red de transporte del Comahue aún hay una capacidad de transporte disponible, por unos 800 MW, pero la limitante se encuentra en el anillo de Buenos Aires (Ezeiza-Aluar) que no permite conectar al sistema nacional los nuevos proyectos renovables que puedan desarrollarse en la zona.

“Tenemos 1000 MW en 87 proyectos de energías renovables desarrollados, factibilizados, habilitados ambientalmente y a su vez desde el punto de vista de las tierras, pero no podemos avanzar en esos proyectos porque no tenemos capacidad de líneas de transmisión”, indicó Brillo.

Y remarcó que de anularse la reserva de capacidad de estos parques de Envision “podríamos desarrollar un parque y medio como Vientos Neuquinos”.

En números

800 MW
es la disponibilidad interna dentro de la red eléctrica del Comahue.

El pedido ya comenzó a ser tratado de forma informal con el gobierno nacional ya que se trata de proyectos que dependen de la Compañía Administradora Mayorista del Mercado Eléctrico (Cammesa). Desde este organismo se explicó que se ha avanzado en la aplicación de multas por demoras en la construcción de los parques renovables, pero se advirtió que dar por caducado totalmente un proyecto implica un largo proceso judicial.

“Es una central como El Chocón lo que tenemos en proyectos de energías renovables y no podemos desarrollarlos, pero estamos tratando de interactuar con nuestro propio consumo que en la provincia de Neuquén es de 300 MW, y solo Vientos Neuquinos representa la tercera parte”, detalló Brillo.

ADI-NQN tiene 87 proyectos renovables para Neuquén

Eólicos, hidráulicos y geotérmicos, esas son algunas de las energías renovables que abarcan los 87 proyectos que posee ya factibilizados la Agencia de Inversiones de Neuquén (ADI-NQN).

Buena parte de esos desarrollos corresponden a parque eólicos de mediana escala, de entre 50 y 100 MW de potencia, aunque en algunos casos con la facultad de poder ser luego ampliados.

Además desde la ADI-NQN se cuenta con tres proyectos de microcentrales hidroeléctricas, que cumplen con el requisito de tener una generación menor a los 50 MW para poder ser consideradas como energías renovables.

En tanto que desde el organismo del gobierno neuquino también se cuenta con dos proyectos geotérmicos, únicos en el país, para aprovechar la energía que mana de los volcanes neuquinos.

Hasta la fecha, desde el organismo del estado neuquino se avanzó con varias de sus iniciativas como son el parque eólico Vientos Neuquinos, el inicio de la construcción de la central hidroeléctrica Nahueve y la licitación para la construcción del primer parque solar de la provincia, El Alamito, que se montará este año en la zona norte de la provincia.

Entre todos los proyectos, el que más interés despierta es el parque eólico Picún Leufú. Este proyecto se ubica en la zona del mismo nombre y tiene prefactibilizada una potencia de 100 MW para su primera etapa pero cuenta con las condiciones para poder ampliarse y llegar a los 1500 MW, esto es casi 5 veces el consumo que registra toda la provincia de Neuquén. Aunque claro está que su avance dependerá de que haya capacidad en las redes de transporte eléctrico.


SUSCRIBITE AL NEWSLETTER ENERGÍAON
Todos los martes a las 8 con información de la industria energética.

Comentarios


Proyectos truncos de las RenovAr traban nuevos desarrollos verdes