Refuerzan seguridad en los principales aeropuertos

EE.UU. aclara que no hay amenazas específicas contra su territorio ni contra su espacio aéreo.



#

Justo en el inicio de las vacaciones, éxodo y demoras en el aeropuerto de Ibiza, donde se reprogramaron 307 vuelos por falsas amenazas.

Luego de que un automóvil en llamas se precipitara ayer contra una terminal del aeropuerto internacional de Glasgow, en Gran Bretaña, Estados Unidos reforzó sus propias medidas de seguridad en algunos aeropuertos, informó la emisora norteamericana CNN.

Horas antes ya lo había hecho Gran Bretaña con todos sus aeropuertos y tiempo después, sin demoras, lo hizo el resto de Europa.

La Administración de Seguridad en el Transporte (TSA) de EE. UU. asignó más funcionarios a las secciones de despacho de equipaje. Sin embargo, no se elevó la escala de alerta terrorista para el país. El portavoz de la Casa Blanca, Tony Snow, dijo que sobre todo se trata de aeropuertos grandes como los de Nueva York, Boston y Newark. Agregó que quienes estén de viaje tendrán que prever demoras en el despacho de sus equipajes. También señaló que no hay ninguna amenaza terrorista específica para Estados Unidos.

Snow dijo que se le está reportando al presidente George W. Bush sobre el desarrollo de la situación, en vísperas de su reunión con el presidente ruso, Vladimir Putin, en Kennebunkport, estado norteamericano de Maine.

La Administración de Seguridad en el Transporte advirtió ayer que "habrá algún inconveniente para los pasajeros por esperas más prolongadas''.

"Lo más que se notará ahora es cierto inconveniente en las líneas de espera de los pasajeros, más probablemente en los aeropuertos grandes'', agregó la TSA.

En este contexto de alerta, una falsa alarma realizada a un diario vasco hizo desalojar pasajeros, ayer en el aeropuerto de Ibiza.

Según las versiones oficiales españolas, el diario vasco "Gara" y a los servicios de ayuda en carretera vascos recibieron un llamado anó

nimo que advertía sobre la posible detonación de un explosivo en el aeropuerto de Ibiza.

A su vez, voceros del ministerio del Interior negaron que haya habido una explosión. Así, respondió a las versiones difundidas por la prensa española que indicaban que el grupo antiexplosivos de la fuerza española hizo estallar un paquete que, comprobaron posteriormente, estaba vacío. Las autoridades desalojaron la estación en la que habían unas 3.000 personas y luego de verificar la falsedad de la amenaza decidieron que la base aérea retornara a sus tareas habituales. (AP y DPA)


Comentarios


Refuerzan seguridad en los principales aeropuertos