Río Negro recibe 1.000 millones y tiene nuevo ministro de Economía

Carreras confirmó la salida de Domingo y la asunción en febrero de Luis Vaisberg, que fue su segundo hasta diciembre. El funcionario saliente irá al directorio del banco Patagonia.



La gobernadora recibió al flamante ministro de Economía en su despacho.

La gobernadora recibió al flamante ministro de Economía en su despacho.

Luis Vaisberg será el nuevo ministro de Economía, reemplazando a Agustín Domingo.

El recambio se concretará el 1° de febrero. Anoche, el gobierno oficializó la decisión y anunció que el funcionario saliente será el representante de la Provincia en el Directorio del Banco Patagonia. La comunicación gubernamental salió después de una reunión de la gobernadora Arabela Carreras con Domingo.

Casualmente, este alejamiento se hizo público en la jornada que Nación autorizó un auxilio de 1.000 millones a la provincia. El adelanto de coparticipación es un mecanismo habitual pero, en este caso, el desembolso fue superior, esencialmente focalizado en la cobertura del descubierto bancario por los recientes pagos salariales.

El auxilio a Río Negro no estuvo exento de un simbolismo político, pues se formalizó con otras cuatro provincias, todas ellas perteneciente al Frente de Todos: Chubut, Santa Cruz, Tucumán y Chaco.

Interior es el primer paso de las provincias interesadas en ayudas financieras, a través de la secretaría Silvina Batakis o del subsecretario Emiliano Estrada. Obviamente, el empuje político corresponde al ministro Wado De Pedro. Por eso, la gobernadora habló de la necesidad del financiamiento rionegrino cuando el 18 de diciembre se reunió con el titular de esa cartera nacional.

La excepcionalidad es un término reinstalado en Casa Rosada frente a los sucesivos anticipos pedidos por las administraciones provinciales.

Conjuntamente con esta autorización, Interior no otorgó garantías a Río Negro de desembolsos permanentes. Es cierto, que estas resistencias siempre quedan atadas a las decisiones políticas.

Un nuevo escenario espera a Vaisberg en la vinculación de Río Negro con Nación. Pero, el próximo ministro conoce del asunto porque fue secretario de Hacienda durante 26 meses, como segundo de Domingo, a quien reemplazará en algunas semanas.

Instalado el desplazamiento, la mandataria se juntó inicialmente con Vaisberg y le ofreció el ministerio. Ambos fijaron prioridades y analizaron el marco financiero del Estado rionegrino. Se acordó demorar la asunción hasta febrero –que era el tiempo original y todo se adelantó por la filtración informativa–, lo cual, además, permitirá al ministro designado cumplir con sus programadas vacaciones en Bahía Creek. Al dejar Hacienda, Vaisberg se sumó al equipo técnico del Tribunal de Cuentas, órgano que actualmente está de receso.

El próximo jefe de Economía es oriundo de Bahía Blanca pero, desde hace más de dos décadas, está radicado en Viedma. Se ajusta, así, a la proximidad y disponibilidad personal requerida por la gobernadora. Esta condición que no pudo cumplir Domingo, radicado en Bariloche, y deterioró –inicialmente– el vínculo con Carreras, derivando en su alejamiento.

En las gacetillas, Carreras informó de la nueva función de Domingo y ponderó sus cualidades mientras encuadró el nombramiento de Vaisberg en “dar continuidad a las políticas del equipo liderado” por el funcionario desplazado, “consolidando el diseño de las acciones económicas que se vienen llevando adelante”.


Un auxilio para Río Negro para abaratar descubiertos


Nación asignó 1.000 millones a Río Negro como adelanto financiero, que serán transferidos entre hoy y mañana. Esa remisión fue formalizada ayer por en el decreto N° 21, publicada en el Boletín Oficial.

Estos recursos nacionales servirán para reducir el plazo y el costo financiero del descubierto de las cuentas provinciales ante el banco Patagonia, engrosado por las cancelaciones de aguinaldos y haberes de diciembre. Ambas obligaciones salariales exigieron del Estado algo más de 5.100 millones.

Carreras y De Pedro. La gobernadora se reunió en diciembre con el ministro, la puerta política para las ayudas a las provincias.

El envío para Río Negro coincidió con otras cuatro provincias: Chaco (2.000 millones), Santa Cruz (650 millones), Tucumán y Santa Cruz (ambas con 1.000 millones).

Este auxilio nacional responde a un mecanismo habitual de asistencia a las provincias, con características fijadas por el nuevo gobierno. Ahora, se autoriza por decreto –antes era por una resolución de Hacienda– y, consecuentemente, esa norma se difunde y se hizo más evidente.

La devolución es inmediata, a partir de las retenciones de la coparticipación federal. Se cancelaba dentro del mes aunque existiría una modificación y se fijaría un plazo mayor. La posibilidad de reintegro a Nación sería dentro del trimestre aunque el tiempo quedará determinado por una futura resolución ministerial.

Los fundamentos del decreto recuerda que estos “anticipos deberán ser reintegrados dentro del mes de su otorgamiento” pero, luego, precisa que la devolución será “dentro del presente ejercicio fiscal, con el fin de subsanar dificultades financieras transitorias” de Río Negro.

Hacienda nacional también debe establecer intereses del adelanto, que tampoco está fijado por el decreto de ayer.


Comentarios


Río Negro recibe 1.000 millones y tiene nuevo ministro de Economía