Sancionarán al sacerdote

MENDOZA.- Las autoridades católicas en Mendoza analizan imponer sanciones al sacerdote Jorge Gómez, quien consideró que la violación de la fe es peor que “la violación de una hija”, situación que será evaluada por el obispo Eduardo María Taussig cuando regrese a la provincia desde Roma. El obispado de la diócesis de San Rafael advirtió que son “graves” y “ofensivas” las declaraciones del sacerdote y lo llamó a silencio mientras analizan la situación del prelado. El presbítero José Antonio Álvarez, responsable de la oficina de prensa del obispado, sostuvo que las expresiones del sacerdote de Malargüe constituyen un “disparate y son ofensivas”. “Las declaraciones del sacerdote son un hecho grave que el obispo Eduardo Taussig analizará profundamente y tomará los recaudos del caso”, destacó. Álvarez sostuvo que reclamó al sacerdote que se abstenga de realizar otras declaraciones hasta que monseñor Taussig regrese. (DyN)


Comentarios


Sancionarán al sacerdote