Se viene una semana de mucho frío en la región

Los pronósticos indican nieve en la cordillera y la Línea Sur. Se esperan temperaturas bajo cero en varias localidades.



CIPOLLETTI (AC).- Sobre llovido mojado: el frente húmedo que se hizo sentir en la región durante los últimos días prolongará sus efectos sobre Río Negro y Neuquén hasta hoy, pero inmediatamente ingresará otro frente, más frío, que colocará los termómetros por debajo de cero durante una semana y provocará precipitaciones en las dos provincias, con nieve en la cordillera y la Línea Sur.

La información que maneja el Centro de Pronósticos de la Autoridad Interjurisdiccional de Cuencas (AIC), con tecnología satelital, indica que entre hoy y mañana ingresará desde el otro lado de la cordillera un frente muy frío que dará inestabilidad al tiempo.

El frío y la inestabilidad alcanzarán lo que los especialistas denominan “grandes centros de consumo”, especialmente la provincia de Buenos Aires -donde las inundaciones derivaron en evacuados-, incluida la capital federal y su conurbano.

Eso sí, el tiempo le dará satisfacciones al turismo cordillerano de Neuquén y Río Negro porque se espera que con este frente frío la nieve cubra las montañas y no sólo sus cumbres, en un adelanto de lo que podría ocurrir una vez que comience la temporada de esquí.

Cuencas ya había detectado que, según los estudios realizados en abril, este es un año de nevadas por encima de la media. Ello, sumado a los beneficios que la devaluación de la moneda argentina les dio a los visitantes extranjeros, terminará de redondear perspectivas optimistas para el turismo de la región.

Línea Sur

Este fenómeno tendrá, de todos modos, una contracara más social porque, junto a las ciudades de atracción turística, la nieve cubrirá algunas de las localidades de la castigada Línea Sur rionegrina y otras zonas de meseta de la región, hoy bajo los efectos de las lluvias que comenzaron el pasado domingo.

Desde mañana hasta el jueves se estima que el frío provocará temperaturas mínimas de entre 3 y 5 grados bajo cero en la mayoría de las dos provincias. La marca de los termómetros no superará los 10 grados. Como estará inestable, es probable que alguna mañana de estos siete días amanezca despejado y por efecto de las heladas las calles del Alto Valle estén teñidas de blanco.

La zona atlántica de Río Negro tampoco zafará del frío, según los datos que manejan los pronosticadores de la Autoridad de Cuencas.

La gran preocupación de Cuencas son los ríos y especialmente el aporte de las lluvias a sus cauces. Por ahora, el organismo no alertó sobre la posibilidad de que se repitan las crecidas del año pasado, que provocaron daños en poblaciones y plantaciones de las riberas.

Los embalses de las grandes presas ubicadas sobre los ríos Limay y Neuquén se encuentran en niveles acordes a lo que ordenan las normas de manejo del agua para el inicio del período invernal.

Pronóstico del tiempo

La nueva corrida de los modelos de pronóstico muestran persistencia en los fenómenos que vienen desarrollándose en la región. Durante el jueves continuarán las lluvias, algunas intensas. El núcleo más intenso de precipitaciones se irá desplazando con el correr de la jornada lentamente hacia el este de Río Negro. Podrán registrarse algunas nevadas en puntos de la Línea Sur y hacia la cordillera. Seguirán los vientos moderados (ocasionalmente regulares o fuertes) del sector este.

Hacia el viernes se prevé que continúen las condiciones de inestabilidad pero con fenómenos más atenuados y con mejoramientos temporarios.

El sábado continuará con nubosidad variable sobre la región. Se prevén lluvias y nevadas hacia la cordillera y en puntos de la línea sur.


Comentarios


Se viene una semana de mucho frío en la región