Sibila Camps presenta relatos que rompen el silencio

La periodista presentará en Neuquén su libro “Tucumantes, relatos para vencer al silencio”, una investigación sobre el primer juicio de por delitos de lesa humanidad en Tucumán.



La escritora estará mañana en el salón Azul de la biblioteca central de la Universidad Nacional del Comahue.

La escritora estará mañana en el salón Azul de la biblioteca central de la Universidad Nacional del Comahue.

La periodista Sibila Camps presentará en Neuquén una investigación -en formato de libro- sobre el proceso de desaparición de personas en Tucumán.

“Tucumantes, relatos para vencer al silencio” se presentará en Neuquén mañana, a las 19, en el salón Azul de la biblioteca central de la Universidad Nacional del Comahue.

Hay más de 700 personas declaradas como desaparecidas entre 1975 y 1981 inclusive en Tucumán y 'cada año se suman entre dos y cinco familias que, después de cuatro décadas, se animan por fin a denunciar la ausencia forzada de un familiar”

Sibila Camps, “Tucumantes”.

La obra fue el resultado de más de una década de entrevistas, acopio de documentación, consultas judiciales, chequeo de datos y el registro de los testimonios logrados en el primer juicio por delitos de lesa humanidad que se llevó a cabo en Tucumán, donde se juzgó a los responsables del “Operativo Independencia”.

El disparador que mantiene la tensión de la lectura y el hilo del relato periodístico al cabo de más de 218 páginas fue el testimonio de un ex jefe montonero que pasó por la tortura de varios centros clandestinos en Tucumán y que en el 2010 entregó documentos sobre la represión al Tribunal Oral que juzgaba los crímenes de los militares.

El protagonista fue “blanqueado” después de un tiempo, y según dijo, obligado a alistarse como policía y archivar parte de la documentación tras su libertad vigilada. Renunció en 1984, guardó documentación que le habían ordenado destruir y la presentó en el juicio, 33 años después del acopio documental.

“Se trataba de la primera lista de desaparecidos elaborada por los propios represores que se conocía en toda la Argentina”, describió Sibila en las primeras páginas de la obra.

La presentación será mañana a las 19, con el auspicio de la APDH Neuquén, la Secretaría de Extensión de la Universidad Nacional del Comahue y el Sindicato de Prensa de Neuquén.

El libro fue editado por Marea, salió en abril y las primeras presentaciones fueron en Tucumán en mayo y en Buenos Aires. “Tucumantes” abunda en una mirada intensa que se interna en la sociedad tucumana atravesada hasta la actualidad por los delitos de lesa humanidad, la tortura, el silencio familiar, comunitario y societario. La impunidad y la continuidad de la vida en el escenario donde se juzgan los crímenes cometidos hace más de 43 años integran el relato que no es un relato, sino una investigación profunda y de final abierto.

La autora

Sibila Camps tiene otros libros publicados con el abordaje comprometido en problemáticas complejas de la Argentina actual, como la trama oculta de la trata de personas para la explotación sexual detrás del caso de la desaparición de Marita Verón, la impronta del “Malevo Ferreyra” también en Tucumán o personajes emblemáticos como Carlos “Chacho” Álvarez.

Antes de dejar las redacciones en 2013, Sibila trabajó en “Clarín” y “La Nación”, formó parte de la agencia noticiosa ANSA, fue colaboradora de la revista “Humor”, y en sus inicios trabajó en los diarios “La Opinión”, hasta el cierre, “La Razón” y “Convicción”.

Formada en filosofía y letras de la UBA, ingresó al periodismo en 1977 y su labor de prensa estuvo signada años después por la investigación. Las coberturas periodísticas derivaron en manuales de periodismo que fueron compartidos en Latinoamérica -como el manual sobre cobertura de desastre y catástrofes- y la especialización en género las últimas dos décadas de labor profesional.

Sibila Camps integra la “Red PAR” (periodistas de Argentina por una comunicación no sexista) y fue partícipe en la elaboración y difusión hasta la actualidad del decálogo para una comunicación no sexista que se comparte en las redacciones argentinas.

La Escuelita de Famaillá

“Las clases del terciario continuaron dictándose en el ex centro clandestino hasta mayo de 2016 por obstinación de la directora, públicamente alineada con la derecha”, describió Sibila Camps en un detalle del uso que tuvo el edificio de la “Escuelita de Famaillá”, el primer centro clandestino del país que fue modelo de la dictadura para replicar la tortura en el resto del país desde el golpe militar.


Comentarios


Sibila Camps presenta relatos que rompen el silencio