Carla cumplió una semana en la calle exigiendo una casa para sus hijos: pide abrigo por la lluvia

La mujer que fue desalojada exige respuestas al ejecutivo provincial y pidió a la comunidad ayuda con abrigo, ya que se mojaron sus pertenencias por las condiciones climáticas.

Con lluvia, viento y temperaturas que superan los 0 grados, Carla cumplió una semana viviendo en la calle. Fue desalojada con sus cinco hijos y su pareja y no tiene donde vivir, por lo que pide al gobierno provincial una solución, encadenada frente a Casa de Gobierno y con huelga de hambre. La lluvia de estos días empeoró la situación y se mojaron todas sus cosas, por este motivo pide a la comunidad abrigo para sobrellevar las condiciones climáticas.

La situación de Carla Lavín se conoció el viernes, cuando instaló una carpa en la plaza Santa Genoveva para poder dormir. Está en pareja con Franco Castillo quien actualmente está cuidando a los cinco hijos de la mujer, que tienen 16, 13, 6, 3 y un año y medio. Alertó que tiene miedo de perder a los pequeños por las carencias que atraviesan.

Carla relató a Diario RIO NEGRO que el miércoles pasado fueron desalojados de la vivienda donde alquilaban y decidieron pernoctar en una plaza del barrio Este de la ciudad. La familia no tienen a donde ir y solo ella tiene un trabajo por lo que sus posibilidades se ven seriamente limitadas.

El jueves por la noche, Red Solidaria se acercó con alimentos calientes y abrigo hasta la plaza Santa Genoveva. Luego un voluntario de la organización ofreció darles asilo, a sus hijos principalmente, porque Carla se niega a exponerlos a la situación que ella está atravesando.

Carla aclaró que tiene un trabajo asalariado, pero que no logra conseguir un alquiler que pueda pagar y en las viviendas que sí podría, no aceptan niños.

Desde entonces se encuentra en la calle exigiendo ayuda al gobierno provincial. Al no obtener respuestas, el lunes decidió encadenarse frente a Casa de Gobierno y comenzar una huelga de hambre, pero tampoco apareció alguien que pueda darle una solución.

Este miércoles Carla cumplió una semana en la calle exigiendo respuestas, y movió su protesta a la puerta de entrada del edificio del ejecutivo provincial. Además, su madre viajó desde Mar del Plata para acompañar el reclamo de su hija. «cinco minutos nomás le pido al gobernador, que se ponga una mano en el corazón», manifestó.

«Se nos mojó todo y hace muchísimo frio, pido a la comunidad si puede prestarme frazadas, camperas y una carpa seca», manifestó Carla. «La estamos pasando re mal por la lluvia pero voy a seguir encadenada y con huelga de hambre hasta que me den una solución», aseguró.


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios