Cómo prevenir accidentes por inhalación de monóxido de carbono

Ayer se conoció la muerte de un hombre de 80 años en su vivienda de Bariloche  por un siniestro con monóxido de carbono.

En invierno crecen los siniestros por inhalación de monóxido de carbono y en Bariloche no es la excepción donde ayer se confirmó la muerte de un hombre de 80 años y su esposa permanece internada en grave estado, por eso es oportuno reiterar las recomendaciones de prevención.


Cómo prevenir la inhalación de monóxido de carbono


1- En lugares cerrados, mantené siempre una ventana abierta.

2- Revisá una vez por año los artefactos de combustión de tu casa con un gasista matriculado. Hacelo preferentemente durante el invierno, cuando más se utilizan estos artefactos.

3- Chequeá que la llama de gas sea azul. Si es amarilla o anaranjada, puede haber presencia de monóxido de carbono.

4- Limpiá las hornallas para que los alimentos no obstruyan los quemadores y generen una mala combustión.

5- Si tenés red de gas natural, en las habitaciones las estufas deben ser de tiro balanceado.

6- Si usás gas envasado, como garrafa o cilindro, la ventilación de la habitación debe estar a la altura de los pies.

7- No instales calefones o estufas en baños o espacios cerrados.

8- Si tenés un detector de monóxido de carbono instalado, chequeá que siempre esté activo.


Qué es el monóxido de carbono


Es un gas altamente tóxico para las personas y los animales, que se genera por combustiones deficientes de sustancias como gas, gasolina, queroseno o carbón.

Es sumamente peligroso porque es casi imperceptible: no tiene color, olor ni sabor y no irrita las mucosas.

Es tóxico porque ingresa a la sangre a través de los pulmones y reduce la cantidad de oxígeno que llega a los órganos vitales como el cerebro y el corazón. Esto puede provocar intoxicaciones graves, incluso la muerte.


Qué artefactos pueden expulsar monóxido de carbono


Todo artefacto que use material combustible puede quemarse de manera deficiente y generar monóxido de carbono. Algunos pueden ser calefones, termotanques, calderas, estufas, braseros, salamandras, cocinas, anafes, calentadores, parrillas a leña o carbón, hornos a gas o leña, motores de combustión (vehículos, motosierras o generadores eléctricos).


Los síntomas de intoxicación por monóxido de carbono


Debilidad, cansancio, sueño, dolor de cabeza, náuseas, vómitos, dolor de pecho y aceleración del pulso.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Registrate gratis

Disfrutá de nuestros contenidos y entretenimiento

Ver planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora