Varios intendentes tienen planes de adelantar sus elecciones locales

El primer Municipio que fijó el 14 de abril fue Pomona, pero otros especulan con ir en una fecha diferente a la convocatoria nacional y provincial.



#

Los rionegrinos, más allá de la localidad donde vivan, tendrán que ir varias veces a las urnas este año. (Foto: archivo )

Río Negro iniciará su proceso electoral el 14 de abril con la elección de Pomona, con su millar de electores. Hay otros intendentes interesados en adelantarse a la votación provincial, que hoy se estima para “fines de abril o principio de mayo”, y también desentenderse de las disputas nacionales de agosto y octubre.

Salvo otra antelación fijada por la Carta Orgánica respectiva, la convocatoria -según ley electoral- debe darse 90 días antes de la jornada de elección. Todavía hay tiempo para convocar para el 7 de abril, aunque Río Negro se encamina para que su primer turno sea el 14 de ese mes, inicialmente con Pomona para designar un intendente, dos concejales y tres revisores. Su mandatario Miguel Ángel Jara, del FpV, procurará su reelección comunal. “Siempre votamos antes y ya es una cábala”, contó a “Río Negro”.

Otros intendentes podrían imitarlo y anticiparse al comicio provincial.

Weretilneck mantiene el misterio de la fecha. “En enero vamos hacer el anuncio”, reiteró el viernes a Radio Noticias. Las fechas anticipadas de los municipios si se generaliza complicará su propósito de una compulsa provincial sin incidencias previas. Así, su último ensayo de mayo puede derivar incluso en una votación a “fines de abril”. Su llamado fijará la elección rionegrina y otorgará el “servicio electoral” para los municipios en fecha posterior, posiblemente junio.

Roca tiene un plazo menor de convocatoria, de 60 días, y ese escenario ingresa -obviamente- en un análisis particular por su incidencia provincial. El intendente Martín Soria esperará la fecha que resuelva el gobernador para Río Negro y luego, tendrá tiempo para evaluar la oportunidad de la votación roquense, incluso fijándola con una fecha adelantada a la rionegrina. Esta posibilidad constituye un análisis en la estrategia de Soria y también obliga a un seguimiento de Juntos.

Bariloche -según su Carta Orgánica- debe elegir sus autoridades en ocasión del primer domingo de septiembre del año electoral. Será, en este caso, el 2 de septiembre.

El intendente capitalino José Luis Foulkes evalúa adelantarla para abril pero está limitado con los plazos, considerando que también requiere de una antelación de 90 días y Weretilneck puede sorprenderlo. El jefe capitalino prepara para su sucesión a dos dirigentes: al secretario de Hacienda, Hernan Perafán y el concejal Leandro Massaccesi.

Cipolletti votaría después de la provincial. El intendente Aníbal Tortoriello, que intentará un segundo mandato, piensa en una elección posresolución rionegrina. En cambio, su par de Huergo, Miguel Martínez piensa en “abril o mayo”.


Comentarios


Varios intendentes tienen planes de adelantar sus elecciones locales