Ardieron 3.453 ha en Ruca Choroi y Ñorquinco

La zona más afectada fue entre los lagos Pilhué y Ñorquinco. Más de 20 organismos y 500 personas participaron de la lucha contra las llamas, que las lluvias ayudaron a extinguir.

#

Gentileza

NEUQUÉN (AN).- Según cifras oficiales del gobierno provincial se quemaron 3.453 hectáreas de bosques nativos en Ruca Choroi y Ñorquinco. La zona afectada más extensa se registró entre los lagos Pilhué y Ñorquinco. Más de 20 organismos y 500 personas participaron en el control de las llamas.

Después de una semana de haber logrado controlar todos los focos de incendio, el gobierno brindó un detallado informe de las áreas afectadas y de los recursos utilizados para el trabajo que duró casi un mes. Los primeros incendios comenzaron a fines del año pasado en Ruca Choroi, fueron controlados –pero no apagados del todo– y se reavivaron. Días más tarde se registró otro foco ígneo en los bosques de araucarias que quedan entre los lagos Pilhué y Ñorquinco. En ambos lugares trabajaron más de 500 personas entre brigadistas y personal de logística. También colaboraron integrantes de las comunidades mapuches de la zona y crianceros.

De acuerdo al informe provincial, en Ruca Choroi hubo 1.405 hectáreas de bosques nativos quemadas, mientras que en Ñorquinco el saldo fue de 2.048, dejando un total de 3.453 hectáreas afectadas en el departamento de Aluminé.

Además del recurso humano, que fue clave para circunscribir los focos (la lluvia permitió que se aplaque por completo), se utilizaron cinco aviones hidrantes (con capacidad de 3.000 litros cada uno), dos helicópteros (con “helibaldes” de entre 800 y 1.000 litros), 26 máquinas viales, diez autobombas, 40 motobombas y dos equipos sanitarios del Sistema Integrado de Emergencias de Neuquén. Además, participaron de la tarea siete cuerpos de Bomberos Voluntarios (Plottier, San Martín de los Andes, Centenario, Villa Pehuenia, Aluminé, Picún Leufú y Chubut).

Una de las acciones que posibilitó el trabajo de aviones y helicópteros fue el acondicionamiento de la pista de aterrizaje de Pulmarí, de 1.100 metros y ubicada a 30 kilómetros de Aluminé.

Los organismos que contribuyeron fueron el Ejército Argentino, Vialidad provincial, Sistema Nacional de Manejo del Fuego, Plan Provincial de Manejo del Fuego, Corporación Forestal Neuquina, Policía, Defensa Civil, Aeronáutica Neuquén, Comité de Lucha contra Incendios Forestales, Parque Nacional Lanín, Gendarmería Nacional, Corporación Interestadual Pulmarí, Centro Pyme-Adeneu y el EPEN. También prestaron colaboraciones los municipios de Aluminé y Villa Pehuenia, la Corporación Nacional Forestal (Conaf) de Chile, y las empresas petroleras YPF y Gas y Petróleo del Neuquén.

Araucarias y otros árboles autóctonos se quemaron en los incendios que duraron varios días, avivados por el viento y la sequía.


Comentarios


Ardieron 3.453 ha en Ruca Choroi y Ñorquinco