Armas: buscan culpar a Al Kassar

Una de las estrategias de la defensa de Emir sería señalarlo como jefe de la banda



Mientras Emir Yoma espera “tranquilo” en su nueva celda la resolución de su situación procesal en el caso por la venta ilegal de armas, operadores políticos y letrados analizaban las estrategias a seguir para que la causa no comprometa directamente al ex presidente Carlos Menem, una de las cuales consistiría en acusar al traficante de armas sirio, Al Kassar, de ser el jefe de la asociación ilícita y de este modo liberar de esa acusación al ex cuñado de Menem.

El ex presidente habría cancelado dos viajes para quedarse en Buenos Aires y así seguir paso a paso el análisis del panorama que le permita quedar “lo mejor parado posible” frente a esta situación, comentaron fuentes.

Públicamente, no obstante, desde el menemismo se insistió ayer en alejar al ex presidente del escándalo. Su hermano, Eduardo Menem, se quejó por la “politización” de la causa (ver aparte) , mientras trascendió que Emir Yoma está “más tranquilo y conforme” en su nuevo lugar de detención, aunque ya se habría acostumbrado a la idea de que el juez Urso lo procesará.

Al Kassar podría salvarlo

Pese a ello, se señaló que Yoma confía en las estrategias para-judiciales que puedan llevar adelante su amigos. Ahora, no se descarta que abogados de las partes puedan pedir que la Corte Suprema de Justicia tome cartas en el asunto y que la figura de Al Kassar termine siendo utilizada en beneficio de los ex funcionarios sospechados de integrar una asociación ilícita.

El juez Jorge Urso y el fiscal Stornelli, mientras tanto, habrían dedicado este fin de semana a analizar los elementos que existen en la causa, investigando la ruta del dinero y profundizando el papel que habrían tenido en la maniobra Yoma y Al Kassar, como lo sugirió también el ministro Cavallo.

En tanto, Franco Caviglia, el diputado de Acción por la República que fue señalado como parte de una estrategia judicial para descomprometer a Emir en la causa, desmintió anoche esos rumores, pero insistió en la responsabilidad que habría tenido en la maniobra el sirio Al Kassar. Es que, según Caviglia “desde hace cuatro años” viene pidiendo en el marco de la causa que se investigue al sirio, pero denunció que “el juez Urso no hizo lugar a ninguna de las medidas solicitadas” en ese sentido.

Por otra parte, el secretario de Legal del Ministerio de Economía, Alfredo Castañón, aseguró que “hay gente que quiere complicar a Domingo Cavallo” en la causa y desmintió una supuesta reunión con Corach para tratar su situación. (DyN, Infosic, Télam)

La Corte no estaría dispuesta a tomar el caso

La Corte Suprema de Justicia no estaría dispuesta a hacerse cargo de la investigación por la venta ilegal de armas a Ecuador y Croacia ante una eventual estrategia del menemismo para intentar favorecer la situación de algunos ex funcionarios y del propio ex presidente Carlos Menem.

La discusión acerca de la posibilidad de que la investigación pueda llegar a manos del máximo tribunal surgió días atrás cuando uno de los sospechosos, el ex interventor de Fabricaciones Militares Luis Sarlenga, acusó al ex embajador de los Estados Unidos en Argentina James Cheek, por haber hecho gestiones para permitir el aterrizaje de un avión civil en el aeropuerto de Ezeiza que desvió municiones a Ecuador.

Sin embargo, un conocido secretario penal de Corte comentó a Infosic que, según la jurisprudencia, el máximo tribunal estaría habilitada a tomar la causa en los casos de que haya habido participación de algún funcionario diplomático, pero aclaro que este debe estar “actualmente” en funciones, lo que no ocurre en este caso.

Además, la misma Corte rechazó durante el gobierno menemista tomar a su cargo una causa sobre contrabando agravado de armas, paralela a la principal, cuando el juez Aguinsky intentó desprenderse de ese expediente. Contra los pronósticos, la Corte, de mayoría menemista, le dio la espalda a ese gobierno y consideró que la cuestión era ajena a su competencia. A Aguinsky le costó un pedido de juicio político que logró superar cuando el Consejo de la Magistratura desestimó las acusaciones en su contra.

Menem se quejó: “La causa está politizada”

El senador Eduardo Menem se quejó ayer de que el caso que lleva la Justicia por la venta ilegal de armas a Ecuador y Croacia esté “totalmente politizado” y advirtió que el actual ministro de Economía, Domingo Cavallo, cometió un “gravísimo error” si comparó a su hermano ex presidente con Emir Yoma.

“Creo que este asunto está totalmente politizado. No voy a emitir una opinión, sólo sé que (Carlos) Menem firmó dos decretos totalmente legales, con todos los pasos que marca la ley (…), y que después las armas fueron a parar a otro destino por causas ajenas a la decisión, voluntad y conocimiento del ex presidente”, dijo.

El legislador adelantó también que, a su entender, si el juez Jorge Urso, quien lleva adelante la investigación, decide citar a declarar al ex embajador de Estados Unidos en la Argentina James Cheek, la causa pasaría a la Corte Suprema de Justicia. “Algunos dicen que no intervendría la Corte porque actualmente Cheek) no es embajador, pero en el momento en que supuestamente él intervino (en la venta ilegal de armas) sí lo era”, explicó Menem.

El legislador intentó relativizar luego los dichos supuestamente incriminatorios del ex ministro Antonio Erman González , quien pidió que llamen a todos los firmantes de los decretos a declarar. (DyN)


Comentarios


Armas: buscan culpar a Al Kassar