Opinión

Un ensayo inoportuno

HUGO ALONSO

halonso@rionegro.com.ar

Datos

No hubo placebo para el oficialismo rionegrino.
El efecto anímico que anhelaban el gobernador Weretilneck y su entorno después de la derrota en las PASO se esfumó en Maquinchao.
El mandatario quedó preso de sus palabras. En la semana posterior a las primarias ubicó a las elecciones de ayer como el primer peldaño en el camino de la recuperación de Juntos. Volvió a tropezar.
Anoche la dirigencia oficialista licuaba responsabilidades propias en un supuesto acuerdo entre la UCR y el FpV, luego de la decisión del peronismo de no presentar candidato a intendente. Una salida rápida en medio de la confusión.
El oficialismo se expuso demasiado en una localidad de apenas 2.500 electores. El ensayo terminó en error y el costo será alto, porque las cartas se jugaron el mismo día que se puso en marcha la campaña a octubre.

Comentarios


Diario Río Negro - Noticias de Río Negro y Neuquén Patagonia Argentina