Buscan detener infiltraciones en Irak



El presidente iraquí Jalal Talabani pidió ayer a los países vecinos de Irak actuar para detener las infiltraciones, a través de sus fronteras comunes, de rebeldes extremistas y de partidarios del régimen caído de Saddam Hussein.

“Esperamos de las partes árabes y regionales y países vecinos que acaben toda actividad favorable o todo apoyo a las fuerzas del terrorismo (…) y a los sobrevivientes de la banda fascista dictatorial”, dijo en un discurso ante la Asamblea General de la ONU.

Asimismo, reiteró el compromiso de Irak por garantizar la seguridad de sus vecinos, en favor de la no injerencia en sus asuntos interiores y a impedir que Irak “sirva de base para actividades contra ellos”. Pero también advirtió que “la paciencia del pueblo (iraquí) se acercaba a su límite” ante la persecución, el derramamiento de sangre y la destrucción de infraestructura y de mezquitas en Irak.

El jueves, los ministros de relaciones exteriores de Arabia Saudita, Egipto, Irak, Kuwait, Siria y Turquía se reunieron al margen de la Asamblea general de la ONU y decidieron reunirse dentro de dos meses en Bagdad, si la situación lo permite.

Ayer en Bagdad, por lo menos nueve personas murieron en ataques perpetrados al norte y al sur de Bagdad, anunciaron fuentes de la seguridad, añadiendo que al anochecer hicieron explosión dos coches en la capital, con un saldo de 22 heridos. (AFP/DPA)


Comentarios


Buscan detener infiltraciones en Irak