Cerró Neviska, la histórica pista de patinaje sobre hielo de Bariloche

Estuvo 23 años en el puerto San Carlos, a orillas del lago Nahuel Huapi. Los altos costos y la crisis por el coronavirus llevaron al final a este emprendimiento familiar.



La pista de patinaje del puerto San Carlos cerró por los efectos de la crisis del coronavirus. Archivo

La pista de patinaje del puerto San Carlos cerró por los efectos de la crisis del coronavirus. Archivo

Patinar sobre hielo en la costa del lago Nahuel Huapi dejará de ser una opción para los residentes y los turistas que regresen a Bariloche después de la pandemia. Ayer, la histórica pista Neviska, ubicada en el puerto San Carlos, anunció su cierre.

La pista sobre hielo se encontraba en el lugar desde hacía 23 años, según indicaron sus propietarios, al confirmar ayer por las redes sociales el cierre de la actividad ante la severa crisis económica que se registra como consecuencia de la cuarentena por el coronavirus.

El patinaje sobre hielo es una alternativa para los turistas todo el año y muy demandadas en días lluviosos ante la imposibilidad de disfrutar al aire libre otras actividades. Ahora solo queda la pista de hielo ubicada en un complejo comercial de la calle Mitre.

Este emprendimiento de la familia Arroyo se encontraba en un espacio que desde 2015 pasó a ser municipal, luego de que la comuna en julio de ese año tomara posesión de las instalaciones del puerto. Entonces fue convalidado un contrato de explotación con un canon a modo de alquiler.

"Nos estábamos endeudando mucho y sin saber cuándo íbamos a poder abrir, si iba a poder venir el caudal de gente necesario para recuperar los gastos", dijo a radio Seis Matías Arroyo, propietario de neviska quien señaló que la empresa recibió ayuda estatal para el pago de salarios de 9 empleados pero existen gastos fijos que no se podían cubrir.

En Facebook la empresa que creó la pista de hielo dejó un emotivo mensaje a sus visitantes y seguidores, al recordar sus inicios 23 años atrás. Se mencionan como "hacedores de sueños" y "fabricantes de felicidad".

Recordaron que nunca una persona dejaba de patinar por no tener dinero para pagar la hora y valoraron el espíritu familiar que se mantuvo a lo largo de los años.

"Vivimos mil historias, historias especiales, lindas, feas, muy feas, pero sobre todo vivimos historias mágicas, desde un nene que empezó a patinar porque no le gustaba jugar al fútbol y entrenando en la pista llegó a competir en los Juegos Olímpicos", recordaron los creadores de Neviska.

Al anunciar el cierre, indicaron que "hoy se hace imposible seguir con el sueño de regalar sonrisas de origamis, después de 23 años ininterrumpidos" y manifestaron el dolor por haber tomado esta decisión.


Comentarios


Cerró Neviska, la histórica pista de patinaje sobre hielo de Bariloche