Por qué el nuevo dinosaurio hallado en Neuquén llamó la atención a nivel mundial

Le llamaron Meraxes gigas. Es un homenaje a un dragón de la historia en la que se basó la serie Juegos de Tronos.





Juan Canale es un fanático de los dinosaurios desde su niñez. Estudió paleontología en la Universidad Nacional de La Plata. Hizo su tesis de doctorado sobre la familia de los carcarodontosáuridos, un grupo de dinosaurios que habitó en diferentes regiones del mundo. Pero encontró en Patagonia Norte su lugar para investigarlos. Es investigador del CONICET y dirige el Área Laboratorio e Investigación del Museo “Ernesto Bachmann” de Villa El Chocón, en Neuquén.

Dos años después de su tesis, Canale junto con un equipo de investigadores de la Argentina, Estados Unidos y Canadá descubrió a un representante de los carcarodontosáuridos, que fue difundido por medios de comunicación de diferentes países. Lo llamaron Meraxes gigas.

Se trató de un hallazgo de una nueva especie de dinosaurio carnívoro de importancia global porque los restos fósiles que se encontraron estaban muy bien conservados y permiten dar cuenta con más detalles sobre la biodiversidad de la fauna de hace más de 93 millones de años. Canale sintió que fue un “afortunado” al hacer el descubrimiento y al poder estudiarlo con un equipo que el jueves pasado publicó el estudio en la revista especializada Current Biology.

Canale, que se mudó a la Patagonia para vivir y desarrollar su pasión por los dinosaurios, tuvo la idea del nombre de la nueva especie. Es un lector de la saga de fantasía Canción de hielo y fuego que dio origen a la serie Game of Thrones (Juego de Tronos). Lo llamó Meraxes en honor a una de las creaciones fantásticas del escritor estadounidense George R.R. Martin.Es el personaje de un dragón hembra.

En diálogo con RIO NEGRO, Canale contó que durante su infancia, “era un niño que ya sabía todos los nombres de los dinosaurios. Me encantaba visitar museos, y leer sobre esos tema. Esa curiosidad nunca se me pasó”. Además, recordó que la película Parque Jurásico en 1994 le “voló la cabeza”. Ya en ese momento le encantaba aprender sobre los dinosaurios, pero la película y los personajes de la paleontología que allí se muestran le hicieron pensar que quería dedicarse a hacer exploraciones.

Ahora, tras diez años de estudios, Canale combinó sus aprendizajes con el equipo de investigadores y descubrieron a la nueva especie de dinosaurio carnívoro enorme de 11 metros de longitud, brazos pequeños, gran cráneo y un peso estimado de 4.200 kg. Vivió hace entre 96 y 93 millones de años.

Enorme. Así era el cráneo de la nueva especie hallada.

El dino longevo

El ejemplar de Meraxes gigas que encontraron en Neuquén fue un individuo de dinosaurio que murió cuando tenía 45 años. Un dato que -según Canale- permite afirmar que se trata de uno de los ejemplares de dinosaurios más longevos que se hayan encontrado en el mundo.

“Seguramente Meraxes predaba dinosaurios de cuello largo que en ese momento también habitaban en el actual territorio de Neuquén”, contó el doctor Canale.

El nuevo dinosaurio -entonces- pertenece a la familia de los carcarodontosáuridos. En estuvieron los más grandes cazadores terrestres que existieron, incluyendo el popular Tyrannosaurus rex, que habitó en el hemisferio norte entre 68 y 66 millones de años atrás.

Entre los miembros de esa familia figuraban especies como el Giganotosaurus y el Mapusaurus (también descubiertos en Neuquén), Carcharodontosaurus (hallado en Africa), Tyrannotitan (en Chubut), y Taurovenator (encontrado en Río Negro). En esa familia se sumó Meraxes gigas. Fue un grupo que tuvo mucho éxito y de pronto en el Cretácico superior desapareció. Aún los científicos no han podido aclarar las causas de la extinción de esa familia.

En el descubrimiento participaron, Sebastián Apesteguía y Pablo Gallina del Área de Paleontología de la Fundación de Historia Natural Félix de Azara e investigadores del Field Museum de Chicago, Estados Unidos. Contaron con financiamiento de The National Geographic Society, la Municipalidad de Villa El Chocón, la Fundación Azara, The Field Museum, la Agencia I+D+i de Argentina -que depende del Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación, y la Fundación Nacional de Ciencias de los Estados Unidos.

El hallazgo se hizo en un campo situado a poca distancia de la costa norte del embalse Ezequiel Ramos Mexía, en la provincia de Neuquén. Los restos fósiles permiten corroborar que los carcarodontosáuridos tenían brazos muy cortos, a pesar de que se trataba de animales enormes.

Es posible que los brazos cortos ayudaran a los machos a mantenerse sobre las hembras durante la cópula. Incluso hay expertos que propusieron que los diminutos pero musculosos brazos de T. rex les servían para desgarrar presas. También se ha propuesto que los utilizaban como ayuda para levantarse del suelo al estar echados. “En realidad, no lo sabemos con certeza”, dijo Canale.

El Ministro de Ciencia, Daniel Filmus, felicitó a los científicos liderados por Canale el jueves pasado. Destacó el descubrimiento: “ Este hallazgo nos permite conocer qué seres habitaron nuestros suelos hace millones de años, y aporta información clave sobre su morfología, lo que posibilita reconstruir una especie e incluso incrementar el conocimiento sobre su diversidad”.

Reconstrucción. Una ilustración de Carlos Papolio muestra cómo sería Meraxes gigas

Villa El Chocón: una historia de hallazgos reportados desde 1884

Juan Canale se mudó a Patagonia y no ha parado de encontrar dinosaurios con otros investigadores. Hoy es investigador del Conicet y trabaja en el Museo Ernesto Bachmann, en Villa El Chocón, Neuquén, que se creó en el año 1995.

En la zona de El Chocón, ya había participado en el hallazgo de los dinosaurios Skorpiovenator, difundido en 2009, y del Bajadasaurus, que vivió hace 140 millones de años. Durante las Jornadas de Paleontología de la Cuenca Neuquina, Canale contó que la zona del Chocón, ubicada sobre los márgenes del Río Limay/Embalse Ezequiel Ramos Mexía, posee amplias exposiciones de rocas pertenecientes a las formaciones Candeleros y Huincul (Cretácico Superior, Cenomaniano Turoniano) del Grupo Neuqué́n.

El primer resto fósil reportado de la zona de El Chocón corresponde a una vértebra de dinosaurio saurópodo, hallada en el año 1884 y publicada en 1902.

Pasión. Juan Canale (con camisa a cuadros en el medio) en el Museo de Villa El Chocón

Escuchá a Juan Canale, investigador del CONICET y a cargo del Área Laboratorio e Investigación de Villa El Chocón, en diálogo con «Vos a Diario por RN RADIO:

Sintonizá RN RADIO. Escuchanos por FM 90.9 desde Neuquén, por FM 105.7 desde Roca, por rionegro.com.ar/radio o por nuestra App.


Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
Por qué el nuevo dinosaurio hallado en Neuquén llamó la atención a nivel mundial