Comerciantes de Roca se declararon en rebeldía y no cerrarán más sus puertas

En una conferencia de prensa realizada esta mañana, anunciaron que no acatarán ninguna otra disposición que limite la apertura de locales comerciales.

"El lunes abriremos las puertas de nuestros negocios y no cerraremos más". Así de tajante fue la frase de Adrián Mucarsel, el vicepresidente de la Cámara de Hoteleros y Gastronómicos del Alto Valle al finalizar la conferencia de prensa que brindaron esta mañana. Allí fijaron su postura frente a las próximas restricciones que se podrían anunciar en medio de esta segunda ola por el covid-19.

El dirigente estuvo acompañado por referentes de la Cámara de Agricultura, Industria y Comercio (CAIC), los comerciantes independientes, peluqueros, dueños de gimnasios, feriantes y representantes de distintos rubros quienes coincidieron en señalar que ya no hay margen para nuevos cierres comerciales.

En la conferencia de prensa destacaron que el sector comercial y gastronómico pagó las consecuencias de las medidas en estos 14 meses de pandemia. (foto: Juan Thomes)

"Hemos decidido por mayoría y en asamblea no acatar las restricciones impuestas por el Decreto Nacional de Necesidad y Urgencia. Desde el año pasado hemos acatado, contribuido y respetado todas y cada una de las medidas impuestas pero ya no podemos más. Toda la actividad humana necesaria para la subsistencia de una familia es esencial", explicaron los comerciantes y empresarios a través de la lectura de una nota, en la apertura de la conferencia de prensa.

Ese primer párrafo, corresponde a la misiva que en sólo cuestión de horas cosechó la adhesión de 1.500 comerciantes de la ciudad. Y allí aclararon que en Argentina no existen privilegios sino que -según la Constitución Nacional- "todos somos iguales".

"Medidas como estas muestran la absoluta desigualdad entre quienes viven del Estado y de los que dependemos de nuestra actividad privada", detallaron, y detallaron que han acatado decretos que son contrarios a todos los principios constitucionales y que van en contra de la salud y del patrimonio de los comerciantes.

En otro de los párrafos destacaron que todas estas disposiciones llevan a la "ruina definitiva". "Quienes pretendan imponer (estas restricciones) son infames dictadores y totalitarios".

Para los referentes de los comercios, las medidas los han dejado "en ruinas". (Foto: Juan Thomes)

Tras la lectura de la nota, los referentes locales destacaron que están "unidos" en este reclamo y que ya no volverán a acatar ningún otro decreto que limite la actividad comercial.

Eduardo Sardoch -otro referente empresario- aclaró que este DNU que está en marcha va a ser respetado pero a partir del lunes 31 -a las 6 de la mañana- abrirán todos los establecimientos pero ya no aceptarán ninguna restricción. Incluso las que ya se establecieron para los fines de semana.

"No vamos a acatar porque no está en los comercios y la gastronomía la ola de contagios. Tendrán las autoridades que buscar el lugar donde existen los contagios. No se está hisopando y tampoco se está vacunando", dijo.

Mucarsel aclaró que no pueden prohibir trabajar. Y destacó que tanto la CAIC como los comerciantes han ofrecido horarios de apertura y posibilidades para evitar contagios pero nos dicen que "sí" pero que van a hacer lo que establezca Salud y Nación.

No nos queda otra que ir a la desobediencia

Adrián Mucarsel, el vicepresidente de la Cámara de Hoteleros y Gastronómicos del Alto Valle

Las críticas también apuntaron al Estado provincial al sostener que la propuesta de subsidios que van desde los 40 mil a los 70 mil pesos no alcanzan a cubrir los gastos y costos que demanda el pago del gas o la energía eléctrica de cualquier empresa.

"Estamos convencidos que somos todos esenciales y defendemos el derecho al trabajo", expresó Mario López, representante de CAIC quien también destacó que resulta sumamente complejo afrontar un escenario de estas características. "Defendemos por sobre todo el derecho al trabajo", destacó.

Afrontar las consecuencias

Los referentes de los distintos sectores coincidieron en señalar que están "unidos" y que están dispuestos a dialogar pero que en todo este tiempo siempre las respuestas fueron "no". "Nos obligan a ser desobedientes", dijo Mucarsel.

También aclaró que a partir de ahora y con distintas herramientas, afrontarán las consecuencias. "Nos van a obligar a cerrar, algunos iremos a la Justicia. Pero nosotros vamos a estar presentes en cada clausura. Nos vamos a defender. Estamos unidos", enfatizó.


Comentarios


Comerciantes de Roca se declararon en rebeldía y no cerrarán más sus puertas