Conectarse con la educación: la campaña de la UNRN para garantizar cursadas

La Universidad Nacional de Río Negro llevó adelante una cruzada solidaria para garantizar la conectividad de más de 250 estudiantes en plena cursada virtual. ¿Cómo se realizó este programa? ¿Cuáles eran las condiciones de acceso?

En muchos casos los alumnos cuentan con herramientas pero no con la conectividad necesaria.

En muchos casos los alumnos cuentan con herramientas pero no con la conectividad necesaria.

Tras la irrupción de la virtualidad en nuestra vida cotidiana por la aparición de la pandemia, el aislamiento y demás avatares del coronavirus; la educación se transformó a punto tal que la mayoría de las planificaciones para el ciclo lectivo 2020 debieron ser modificadas sobre la marcha.


Sin embargo, uno de los grandes obstáculos que encontraron las instituciones educativas fue la brecha de conectividad, que abarcó tanto cuestiones de infraestructura (zonas con baja señal de Internet) como socioeconómicas (alumnos sin posibilidades de acceder a las herramientas necesarias).

En medio este contexto, y durante la última semana, se dio a conocer que la campaña solidaria “Tu donación nos conecta”, llevada adelante por la Universidad Nacional de Río Negro, garantizó la conectividad a 256 alumnos de distintas sedes.

Pero, ¿cómo surgió esta movida? En principio, es necesario remontarse a los inicios de la educación virtual. “Fue un momento difícil, de crisis, de verse de un día para el otro desde nuestras casas tratando de sacar adelante el proceso educativo que había sido pensado para la presencialidad. Como ocurrió en todos los niveles y universidades, la educación a distancia adquirió protagonismo máximo. Nosotros habíamos tenido una experiencia de tener nuestro sistema institucional de educación a distancia acreditado por la CONEAU, lo cual nos garantizó un conjunto de procedimientos, mecanismos, infraestructura técnica y recursos humanos para sacar adelante esto. Paralelamente a hacer capacitación urgente, se empezaron a dar las clases y rápidamente nos topamos con el problema de que muchísimos estudiantes no tenían conectividad adecuada o los planes de telefonía eran muy básicos”, relató Carlos Blezic, Secretario de Docencia de la UNRN, en diálogo con “En Eso Estamos” por Río Negro Radio.

Una vez planteada la dificultad, la propia Universidad aportó fondos propios para paliar esta situación, creando un sistema de asignación por conectividad, una ayuda económica para estudiantes con estas necesidades; pero como bien afirmó Blezic, “no alcanzó porque la demanda era alta”. Y fue allí que surgió la campaña: “Recurrimos a la solidaridad de la comunidad de Río Negro, y largamos una campaña destinada a financiar o fortalecer el programa de conectividad. Como consecuencia de esa campaña, que duró un año, se recaudaron 716 mil pesos que permitieron beneficiar a 256 estudiantes de las 3 sedes de la provincia, mayoritariamente ubicados en la Sede Andina que tiene grandes problemas de conectividad”.

La cursada durante el 2020 fue en modalidad virtual, aún cuando la planificación se realizó para la presencialidad. (Foto: Marcelo Ochoa)


¿Cómo se llevó adelante la selección de los estudiantes? “La virtualidad no reconoce fronteras geográficas, por lo que nosotros tampoco hicimos la distinción. El criterio de elección para las becas fue el de la necesidad de la persona, independientemente de dónde viva. Se hizo un trabajo minucioso persona por persona, tras recibir solicitudes de todos los lugares de la Universidad. El análisis, realizado junto con la Sede, permitió repasar la situación de cada una de las personas”, explicó Blezic.

Al mismo tiempo, el secretario aseguró que hubo una condición mínima para que un estudiante pudiera participar de las horas de clases que demandaba una materia, y eso se multiplicaba por las materias que debía llevar adelante, con un mínimo de 4 por cuatrimestre. “Con eso se hizo un cálculo técnico que sumó las necesidad socioeconómicas, el lugar de residencia y las diferencias entre planes originales y planes recomendados. Es todo un mérito que no discriminó por carreras o localidad, sino por una cuestión de necesidad”, agregó.

Después de finalizar el ciclo lectivo 2020 con éxito entre los protocolos a distancia y la campaña solidaria, la UNRN se prepara para un ciclo 2021 que vuelve a asomar plenamente virtual.


Algunos puntos fundamentales para entender el programa solidario



- Se apoyó a 256 estudiantes de 40 carreras distintas. Sobre fines de año el gobierno nacional mejoró las condiciones. Por ejemplo, permitió que los sitios con dominio .edu.ar puedan ser explorados por los estudiantes sin gastar datos. La UNRN informó los estudiantes en condiciones y desde el gobierno los incorporan a un programa de eximición de gastos, que es limitado, y cuya nómina se actualiza siempre.

- Se han alineado el conjunto de soportes que permitieron a la universidad disponer de este fondo de la beca, que se agotó con los 256 estudiantes. Ahora con recursos propios, por el momento, la UNRNestá en condiciones de sacar adelante situaciones emergentes.

- La demanda es altísima. Hay varios estudiantes que pertenecen a grupos socioeconómicos que necesitan apoyo. El conjunto de ayudas que la universidad brinda, o esto de conectividad que ha sido circunstancial, permitió sacar adelante la situación. Hay un montón de grupos que necesitan apoyo para poder seguir estudiando.


SUSCRIBITE A QUEDATE EN CASA
Todos los días a las 19 para acompañar el final del día.

Comentarios


Conectarse con la educación: la campaña de la UNRN para garantizar cursadas