Crisis deja 53 millones de hambrientos en la región



#

La desnutrición sigue siendo un flagelo importante en Latinoamérica.

SANTIAGO DE CHILE (DPA).- Las crisis simultáneas de los alimentos y la economía elevaron a 53 millones la cifra de personas que padecen hambre en América Latina y el Caribe, informó ayer la Oficina Regional de la FAO.

El flagelo mantiene a 15 millones de niños menores de cinco años con desnutrición crónica, siendo las poblaciones infantiles de Guatemala, Bolivia, Honduras, el Perú y Ecuador las más afectadas. “Éstos son países además que no tienen recursos para seguridad social”, alertó el director regional de FAO, José Graziano, al entregar un panorama regional de la seguridad alimentaria.

En dichos países, de hecho, la desnutrición aqueja a entre un 30 y un 55 por ciento de los niños y “es la base de las futuras desigualdades”, opinó.

Los impactos de las crisis, sin embargo, no son iguales en todos los países. Brasil, Cuba y Chile, por ejemplo, han consolidado importantes avances en la lucha contra el hambre, agregó Graziano.

La situación, provocada en parte por el abandono de las políticas de fomento agrícola, coincide con la existencia de una alta disponibilidad de alimentos, principalmente en México y Sudamérica. De hecho, en Uruguay, Brasil, Argentina, Chile, Argentina y México hay al menos un 50% más de los nutrientes mínimos que las personas necesitan para alimentarse adecuadamente. No obstante, en estos países la desnutrición infantil está entre un 7,0 y un 15,5 por ciento. La única excepción es Chile con un 2,1 por ciento.

La disponibilidad alimenticia, en todo caso, pemitiría acabar con el hambre en 15 años, hacia 2025, como comprometieron los gobiernos a fines de 2008, sostuvo Graziano.

“Pero es necesario que la lucha contra el hambre sea una prioridad de las políticas públicas”, expresó el funcionario, ex ministro contra el hambre en Brasil.


Comentarios


Crisis deja 53 millones de hambrientos en la región