“EE. UU. hizo una trampa procesal”

Para el jefe de Gabinete, Alberto Fernández, el país del Norte evitó la extradición de Antonini Wilson.



BUENOS AIRES (DyN).- El Gobierno nacional, a través de jefe de Gabinete, Alberto Fernández, acusó ayer a los Estados Unidos de preparar “una formidable trampa procesal para evitar” que el venezolano Guido Antonini Wilson “venga” al país, luego del pedido de extradición emitido por la justicia argentina para que declare por el ingreso de una valija con 800 mil dólares. Asimismo, consideró que “es muy difícil de creer que haya una acción independiente de la justicia norteamericana” porque, remarcó, ésta “es una acción de los fiscales y los fiscales no actúan con independencia en los Estados Unidos”.

De esta manera, la Casa Rosada volvió a rechazar la información que llegó de la Justicia del país del Norte, para la cual esos dólares que ingresaron a la Argentina estaban destinados a la campaña electoral de la entonces candidata oficialista, la actual presidenta Cristina Fernández, y eran un aporte del gobierno de Venezuela.

Según el Departamento de Justicia de los Estados Unidos, los tres venezolanos y el uruguayo detenidos en Miami -a quienes considera “agentes” de la administración de Hugo Chávez- buscaron a Antonini para ocultar el origen y el destino de ese dinero.

En declaraciones a radio Nacional, Fernández sostuvo que “a nosotros sólo nos queda molestarnos porque lo que se hizo fue una formidable trampa procesal para evitar que Antonini Wilson venga” a la Argentina. El funcionario recordó que, en agosto pasado, a partir del ingreso ilegal de esos 800 mil dólares al país, “la investigación en la Argentina avanzó, se tomó un declaración a un montón de gente y se reclamó la extradición de Antonini Wilson para poder saber cuál era el origen y el destino de esos fondos”.

“Y Estados Unidos sistemáticamente se negó a enviarlo, nunca dio respuesta, dijo empezar una serie de trámites que por su dilación evidenciaban la poca vocación de colaborar con la Justicia argentina”, lamentó.

Fernández añadió que “al cabo de un tiempo descubrimos” que en “los Estados Unidos, no están investigando ni el origen, ni el destino del dinero, sino que están preocupados por lo que ellos llaman el ingreso al país de agentes de otras potencias, sin que informen esa condición”. “Resulta ser que, merced a esta investigación, al señor Antonini Wilson lo dejan de ver como un imputado y lo convierten como una víctima de una suerte de extorsión”, se quejó. “El resultado de todo esto es que Antonini Wilson se ha vuelto un testigo privilegiado, con lo cual difícilmente lo manden a la Argentina”, insistió.


Comentarios


"EE. UU. hizo una trampa procesal"