El dinero para la poda no llegó a las chacras y se acerca la floración

Apenas el 50% de las plantas están podadas, mientras la fruta de carozo avanza con su ciclo y se encamina a las flores. Mucho trámite ya se hizo, pero los recursos demoran.

#

Los que pudieron pagar hicieron las tareas. Los que no, dependen de los recursos prometidos.(Foto: hebe rajneri )

Fueron anunciados allá por mayo, se debatieron, se cuestionaron, se aprobaron y se tramitaron. Se anunciaron nuevamente. Se firmaron convenios... Pero hasta el momento, el fondo para poda de 180 millones de pesos sigue sin llegar a ninguna mano de los casi 1.200 productores frutícolas que recibirán esta financiación.

La época de poda en general tendría que estar terminando hacia el último trayecto de este mes, pero en la región se estima que el porcentaje de chacras podadas no llega ni al 50%. En las chacras las yemas de la fruta de carozo muestran los primeros síntomas de la floración que se viene.

“Hay tanta burocracia que no sabemos cuándo realmente vamos a poder contar con esa plata. Los trabajadores están esperando para poder cobrar, en algunos casos, o para poder empezar en otros”, señaló un productor roquense.

El secretario de la Federación de Productores de Fruta de Río Negro, Marcelo Corioliani, aseguró que los fondos enviados por la Nación para financiar el programa de poda de peras y manzanas en la Patagonia lamentablemente llegan con retraso, pero son una alternativa para poder realizar la tarea cultural en esta crítica temporada.

“Seguimos lentamente pero ya se comenzaron a firmar los contratos de mutuos, primero para los productores de 0 a 10 hectáreas, después será de 10 a 20 y de ahí para arriba”, explicó Carlos Zanardi, dirigente de la Federación de Productores. “Hasta el momento no se hizo ningún pago efectivo pero esperamos que la semana que viene los productores puedan empezar a cobrar”, agregó.

Los reclamos del sector para contar con los aportes vienen desde hace meses y hubo quejas ante Agroindustria de Nación el atraso en su envío.

Sin embargo, la situación ya es complicada para los pequeños productores “porque muchos todavía no han empezado a podar. Algunos pudieron negociar con el personal que los pudo aguantar. Otros quizá apelaron a otros recursos, pero la gran mayoría tiene que empezar ahora, cuando en general hacia el 30 de agosto tiene que estar terminando”, advirtió Coriolani.

La semana pasada se conformó el convenio de Aportes y Administración de Fondos; entre el Ministerio de Agroindustria de la Nación, Fondagro y Funbapa, por un monto de $180.000.000 “destinados a promover y facilitar el apoyo financiero sin intereses, para las tareas de poda, para alrededor de 1.000 productores de peras y manzanas de Río Negro”.

Desde el viernes las cámaras de productores comenzaron a recibir los primeros “convenios de mutuos” de los productores físicos que deberán certificar ante la Policía en cada localidad.

La operatoria, según se indicó, contempla que el 50% inicial del aporte se entregará con la aprobación de los requerimientos exigidos en el acuerdo por la Fundación y Federación de Productores de Fruta de Río Negro y Neuquén.

Del anuncio a la firma

El 23 de mayo se formalizó el primer anuncio. El Ministerio de Agroindustria informó que se destinarían $ 540 millones para el sector frutícola del Alto Valle.

El 10 de junio la Federación aprobó la operatoria en una asamblea general de productores. Los fondos para poda eran de $ 180.000.000.

El 7 de agosto se firmó el convenio marco con Funbapa para realizar la operatoria .

Las cifras

Datos

180.000.000
de pesos son los fondos que comprometió Nación para las tareas de poda.
1.200
son los productores de peras y manzanas que se beneficiarán.
$ 15.000
por hectárea percibirán los pequeños y medianos chacareros de la región. Tendrán un año de gracia.

Temas

Fruticultura

Comentarios


El dinero para la poda no llegó a las chacras y se acerca la floración