El Gobierno boliviano desmiente que Evo tenga un tumor



Secretos de EE. UU. revelados

La versión según la cual el presidente de Bolivia, Evo Morales, se operó hace casi dos años de la nariz por un tumor, difundida entre los miles de documentos de la diplomacia estadounidense develados por el sitio web Wikileaks, es una muestra de “mucha mentira e imaginación de los gringos”, afirmó hoy el vocero presidencial boliviano, Iván Canelas.

El funcionario sostuvo que los datos revelados por Wikileaks y “reconocidos por las mismas autoridades de Estados Unidos” son “una ratificación y confirmación” de lo que ese país “ha venido haciendo siempre, durante todos estos años, no sólo en Bolivia sino en todos los países”.

“Nada de lo que está apareciendo nos sorprende” porque es “una confirmación de todo lo que desde hace muchos años el presidente Evo Morales ha ido denunciando a todo nivel”, dijo Canelas en declaraciones a una radio local, reseñadas por las agencias de noticias ABI y DPA.

El vocero reclamó que “ex autoridades salgan a la palestra” y digan cómo la embajada de Estados Unidos las presionaba para que designaran a determinadas personas en altos cargos. “Si no lo hacías, te cortaban la cooperación económica norteamericana”, aseguró.

Según uno de los documentos revelados por Wikileaks, transcripto hoy por el diario brasileño Folha de Sao Paulo y consignado por las agencias ANSA y DPA, el ministro brasileño de Defensa, Nelson Jobim, aseguró el 22 de enero de 2009 al entonces embajador estadounidense en Brasilia, Clifford Sobel, que Morales tenía “un grave tumor en la región del septo nasal”.

De acuerdo con ese texto, Jobim agregó que “Lula había ofrecido a Morales un examen y tratamiento en un hospital de San Pablo”.

“Aunque informes públicos afirman que Morales necesita una operación a raíz de una `sinusitis aguda` y una otitis y dolores de cabeza, según Jobim sus problemas en realidad son causados por un serio tumor y la cirugía será un esfuerzo por removerlo”, afirma el documento.

Morales se realizó el 3 de febrero de 2009 una septoplastía para corregir el tabique nasal, según se informó oficialmente entonces.

La intervención fue realizada en La Paz por médicos cubanos y bolivianos, y el gobierno boliviano no reportó jamás que se tratara de un tumor.

El ministro de Salud de Bolivia, Ramiro Tapia, explicó que Morales “necesitaba una septoplastía para corregir el desvío de la nariz que provocaba molestias permanentes y fuertes dolores de cabeza”.

Télam


Comentarios


El Gobierno boliviano desmiente que Evo tenga un tumor