El nuevo caso de hanta convivía con el peligro

El artesano que contrajo el virus había estado recolectando leña en el bosque y había manipulado un roedor sin protección. No pudo usarse el nuevo equipo del hospital para el diagnóstico. 



El artesano de Las Golondrinas, en Lago Puelo, que contrajo hantavirus evoluciona favorablemente aunque continúa aislado en una sala intermedia. Así lo confirmó el jefe del Departamento de Salud del hospital Ramón Carrillo. "Ya no tiene fiebre y aumentó las plaquetas”, dijo.

A dos semanas de la finalización del brote de hantavirus de Epuyén que generó 34 casos positivos de la región, de los cuales 11 personas murieron, un nuevo caso en Las Golondrinas volvió a encender la alarma.

El protocolo se activó de inmediato y el último miércoles a primera hora, el paciente fue trasladado desde el hospital de El Bolsón al hospital Ramón Carrillo en Bariloche, donde el test rápido confirmó el diagnóstico que luego, fue corroborado por el Instituto Malbrán de Buenos Aires.

El hombre de 47 años tuvo los primeros síntomas 10 días antes del diagnóstico.

El artesano de la feria de El Bolsón reside en una casa de madera en el bosque a la cual accede por senderos que no están del todo abiertos. Relató también que si bien vive solo, sus dos hijas lo habían visitado en los últimos días, razón por la cual también se dispuso el aislamiento de las muchachas a modo de precaución.

Una semana antes de los síntomas, el hombre señaló que estuvo recolectando ciruelas y leña para calefaccionarse en el bosque que rodea su vivienda. Aseguró también que días atrás, los gatos cazaron dos roedores que manipuló sin medidas de protección.

El paciente evoluciona favorablemente, ya no tiene fiebre y aumentó las plaquetas

Fernando Tortosa, el jefe del Departamento de Salud del hospital Ramón Carrillo

“Llegó en fase sintomático con plaquetas bajas y un cuadro febril. Se inició el tratamiento de sostén que se hace siempre con Rivabirina. Esto no se puede administrar en la fase tardía, es decir en la fase cardiopulmonar”, detalló Tortosa.

El nuevo sistema de detección aún no opera

El 27 de marzo, el gobernador Alberto Weretilneck inauguró un nuevo equipo para el hospital Ramón Carrillo para detectar casos sospechosos de hantavirus, tuberculosis y otras enfermedades sin necesidad de enviar las muestras al Instituto Malbrán, como se hizo hasta ahora.

La compra del termociclador para realizar PCR Real Time que tuvo una inversión de 64.000 dólares fue anunciada a mediados de enero en medio de la preocupación regional por el brote de hantavirus en Epuyén.

Sin embargo, el caso reciente de este virus que se trasmite desde los roedores al hombre a través de las vías respiratorias y afectó a un poblador de Las Golondrinas fue confirmado por el Malbrán.

Desde el hospital Ramón Carrillo, explicaron que el nuevo equipamiento aún no está en funcionamiento ya que “se encuentran reacondicionando el espacio del laboratorio” para poder desarrollar las tareas de mejor manera con el nuevo sistema.


Comentarios


El nuevo caso de hanta convivía con el peligro