El tiempo de la Justicia



Dos a tres semanas de trajín judicial. La inscripción de la candidatura de Weretilneck pronostica esa megadiscusión constitucional.
Cambiemos y el FpV se pertrechan para impugnarlo. La limitación constitucional no tenía ninguna otra lectura que la imposibilidad de un tercer mandato de cualquier miembro de la fórmula. Pero, sin reparar en sus posturas anteriores, Weretilneck instaló otra interpretación y estruja la Carta Magna para su continuidad.


Martín Soria minimizó esa probabilidad. La entendía como una maniobra de poder. Era posible. Pero, desde octubre, caídas otras proyecciones, el gobernador no ocultó su plan de re-reelección.
Después, el FpV no quiso mostrar inquietud electoral y siguió con su lógica. Se instaló como usina de denuncias y se dispersó esta semana en seis variadas acusaciones mientras que el ARI y hasta un dirigente de Juntos, Matías Rulli, estaban lanzados judicialmente contra la “perpetuidad” del gobernador. El FpV llega tarde a la resistencia y extraviado cuando carga contra los medios de comunicación, exigiéndoles actitud militante para no ubicarlos como “cómplices de la violación constitucional”.

El debate re-reeleccionista ya pertenece al ámbito judicial. Se espera celeridad: las boletas se deben presentar el 4 de marzo.


Ya la defensa constitucional corresponde a la Justicia. Y habrá celeridad, según el artículo 152º del Código Electoral. Su tribunal lo demostró con dos denegatorias formales. Exhibió seguridad, pero el fallo de fondo recién saldrá “dentro de los cinco días” posteriores a las impugnaciones, que debe darse antes del jueves.


El STJ tendrá otros “cinco días de recibidas las actuaciones”. Pueden existir dilaciones por la forma del conteo. Al inicio de marzo existirá cierta claridad, por lo menos, de la Justicia rionegrina. El 4 de marzo deben presentarse las boletas, según el cronograma electoral.
El proceso –como desea Weretilneck– se polariza y Casa Rosada hizo su aporte, con la supervivencia de un Cambiemos debilitado. La expectativa de la tercera fuerza está dinamitada, comenzando por su dirigencia. Con agenda oficial, el ministro Rogelio Frigerio estará el jueves en el Alto Valle. Se piensa en una reunión macrista de reanimación. ¿Servirá? Ocurre que parte del último desatino local se originó en la desinteligencia o interna nacional. Wisky se confundió con el entusiasmo de Frigerio por su candidatura cuando, anteriormente, su ordenador Marcos Peña le solicitó que la dejara y se preservara para octubre. Esa idea fue la que prevaleció aunque revivió el lunes con el regreso y llamado del jefe de Gabinete al diputado. Reconducir el proceso fue un papelón y generó muchos de costos. Y no terminó.

Cambiemos terminó debilitado por su proceso interno, y la encuesta nacional que concluyó en la baja de Wisky.


Peña corrió a su diputado con un sondeo de Julio Aurelio, de 1.000 consultas telefónicas. El alerta apareció con la ventaja de Soria y la baja perfomance de sus candidatos. Dos escenarios. Con Wisky, Cambiemos sumaba 12,6%, el FpV obtenía 40,2% y Weretilneck 34,5%. Con Matzen, se lograba 11% mientras Soria llegaba al 39,9% y el gobernador estaba en 34,9%.
Weretilneck accedió también a ella y, obviamente, desacredita el método y contrapone encuestas suyas que lo colocan arriba. Aurelio midió, además, “gestiones” y señala un análisis “positivo” del 55% en favor del mandatario rionegrino. La intención del voto presidencial otorga el 43,2% a Cristina Fernández; el 28,7% a Mauricio Macri y Alternativa Federal suma 13,8%, con un 2,5% para Miguel Pichetto.


Lorena Matzen requerirá de su ímpetu proselitista –como hizo en la “negociación” y la campaña del 2017– porque no sobrará acompañamiento. La diáspora comenzó con radicales, con el traspaso a Juntos de su única legisladora, Soraya Yauhar, y de la intendente de Los Menucos, Mabel Yauhar. El resto será algo más solapado. El comité roquense estará con Gerardo Blanes, de Juntos, aunque dice que evitará un exasperante apoyo público. Hay deserciones suspicaces. El intendente de Huergo, Miguel Martínez, se bajó del cuarto lugar en la sábana y antes lo hizo el reginense Carlos Rodríguez de la cabeza del circuito Alto Valle Este.
La campaña efectiva tendrá su tiempo. Hoy la trama es de la Justicia, cercada por la política.


Comentarios


El tiempo de la Justicia