Palermo Aike: cómo es el plan para poner en producción la Vaca Muerta de Santa Cruz

Cuántos pozos ya se perforaron al shale del sur y qué resultados dieron. Cómo es el plan de trabajos de este año que encara CGC. Las ventajas y desventajas de una segunda Vaca Muerta en el extremo sur.

La semana pasada las autoridades de YPF anunciaron desde Nueva York una nueva meta: el desarrollo de la que podría decirse es la Vaca Muerta del sur, la formación Palermo Aike en Santa Cruz. La Compañía General de Combustibles (CGC) es la firma que desde 2015 a 2022 exploró y tuvo hitos en el shale de la Cuenca Austral y que ahora estudia un bloque más junto a YPF. Desde la operadora contaron todos los detalles de lo que han encontrado en los pozos, la hoja de ruta por delante y las ventajas y desventajas que tienen en comparación con su hermana mayor, la Vaca Muerta de la Cuenca Neuquina.

Martín Cevallos es el vicepresidente de Exploración y Desarrollo de CGC y en una entrevista exclusiva con Energía On contó todos los detalles de un plan que podría tener un alto impacto a partir de 2025.

Desde hace largas décadas se sabe que en Argentina hay al menos 11 formaciones shale, entre ellas Vaca Muerta. Palermo Aike (técnicamente Inoceramus) es una de las dos rocas generadoras de los hidrocarburos de la Cuenca Austral, pero pese a conocerse desde hace tanto tiempo recién en 1993 un pozo perforó sus recursos.

Se trató del pozo Puesto Peter X1 que realizó YPF aunque casi por accidente, dado que se buscaban los recursos de otra formación, Springhill. Pero recién fue a fines de 2021 que CGC puso en marcha su plan de exploración con el que hoy están entusiasmados.

A fines de 2021 fracturamos el primer pozo y el segundo a principios de 2022, es decir en el plazo de cuatro meses dimos el hito de lograr producción de petróleo contínua en ambos pozos”, contó Cevallos.

Y explicó que se trató de lo que en la industria se denomina una recompletación o reentry, es decir que se ingresó en pozos viejos, se descendió en forma vertical hasta la altura de Palermo Aike y allí se hizo en cada pozo una sola fractura.

Para nosotros fue un súper hito porque comenzamos a estudiar esto en 2017, por 5 años, y logramos tener producción sostenida de 150 días de ensayo en uno y unos 70 días en el otro”, contó el VP de CGC y sumó que “los pozos están bien en dos puntas de la formación, con 40 kilómetros de distancia entre sí. Para comparar, es como si uno estuviera en Fortín de Piedra y el otro en Bajada del Palo, en Vaca Muerta”.

Si bien la firma esperaba encontrar petróleo en uno y gas en el otro, ambos pozos arrojaron producción de crudo y en un caso algo de gas.


Qué dieron los pozos de Palermo Aike


Ambos pozos, Cañadón Deus a-2 y Estancia Campos a-2, dieron una producción de un petróleo shale. En el primer caso el petróleo fue el más liviano con 51 grados API (el nivel de densidad estándar del American Petroleum Institute) y algo de gas; mientras que en el segundo se dio solo crudo con una densidad de 38 grados API.

Las productividades alcanzadas son del rango equivalente a Vaca Muerta en lo que fueron los pozos verticales que se hicieron entre 2010 y 2013. Nosotros estudiamos los primeros 80 pozos que se hicieron en Vaca Muerta y la producción que registramos en Palermo Aike está muy bien, está en un 70 u 80% pero con una sola fractura cuando en Vaca Muerta tenían cuatro”, explicó Cevallos.

De forma surgente la producción alcanzada es de 1 ó 2 metros cúbicos pero registró picos de 100 barriles al día. Con esos datos en mente desde CGC se apuesta a la siguiente fase que es la de realizar pozos horizontales.


Se vienen los pozos horizontales


En Vaca Muerta la producción subió de 20 a 60 veces cuando se pasó de pozos verticales a horizontales y por eso el plan para este año es perforar uno o dos pozos ya horizontales”, marcó Cevallos.

El plan de CGC es realizar un pozo por su cuenta y otro con YPF, ya que son socias en el área Paso Fuhr. La meta de la firma que lidera Hugo Eurnekian es comenzar con el primer pozo hacia agosto y con el segundo antes de fin de año, ya que actualmente se realizan trabajos de sísmica en la zona.

El objetivo de CGC es realizar un pozo horizontal que descienda unos 3200 metros hasta el landing point desde donde partirá una rama horizontal de entre 1000 y 1500 metros de extensión.

“Buscamos un pozo seguro, con menos fracturas para luego obtener un desarrollo escalable”, indicó Cevallos y explicó que “son pozos pilotos, vamos a sacar coronas y perfilar antes de hacer la rama lateral”.

La meta es realizar de 1 a 3 pozos horizontales en distintas regiones porque tenemos 5.000 kilómetros cuadrados con potencial de Palermo Aike, para llegar al 2025 ya con la posibilidad de realizar el primero o dos pads de pozos”, marcó el vicepresidente de CGC.


Ventajas y problemas en Palermo Aike


El plan de desarrollo de CGC refleja el uso del aprendizaje alcanzado en Vaca Muerta para poder realizarlo mucho más rápido. “Por ejemplo no vamos a perforar pozos verticales porque ya sabemos que no funcionan”, planteó el directivo que sumó a los puntos positivos la localización.

En la Cuenca Austral CGC es titular del 60% de la superficie con potencial viable en este shale, son 5.000 kilómetros cuadrados, pero además somos los operadores de Puerto Punta Loyola para la exportación, y hay capacidad de transporte tanto en el gasoducto San Martín, hacia Bahía Blanca, como hacia Chile”.

Esa posición se suma a los trabajos de sísmica que actualmente están realizando junto a YPF en el área en la que son socios, Paso Fuhr.

Sin embargo, la ubicación remota también complica y encarece los trabajos. “Vamos a hacer menos fracturas que las que se hacen en Vaca Muerta en parte por un tema de equipos, porque si bien tenemos la experiencia de 200 pozos en tight, hay herramientas que hay que conseguir, tanques australianos para el agua, mucha más arena y el tema de los equipos que solo en el traslado ya lo encarecen”, indicó.

“Según el Instituto de Energía de los Estados Unidos (IEA) Palermo Aike es el tercer shale más importante de Sudamérica y si entramos en la franja atractiva de comercialización podríamos comenzar a desarrollar el segundo play shale de Sudamérica porque La Luna (Venezuela) no se desarrolló”, planteó Cevallos.

“Luego de los pozos horizontales tenemos que avanzar fuerte en la evaluación de comercialidad del play”, marcó el VP de CGC y enfatizó que “es un buen momento para apalancarnos en todo lo que se ha aprendido en Vaca Muerta”.

Palermo Aike guarda grandes similitudes con Vaca Muerta, ya que ambas rocas madres se formaron hace más de 100 millones de años por la acumulación de sedimentos marinos, cuando ambas zonas eran bañadas por el actual océano Pacífico.

Según los estudios podría albergar 8.900 millones de barriles de petróleo y 177 TCF (trillones de pies cúbicos) de gas, valores solo superados por Vaca Muerta.

El desafío está en que la producción que se obtenga sea rentable para permitir su desarrollo, un punto sobre el que Cevallos marcó que “Palermo Aike tendrá sus propios desafíos y estamos muy contentos con el camino recorrido hasta ahora”.


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios