Vaca Muerta: Wintershall DEA sumará una docena de pozos para producir más gas

La compañía alemana anunció que sumará 12 pozos al yacimiento Aguada Pichana Este, en Vaca Muerta. Proyectan aumentar la producción de gas junto con la puesta en marcha de su proyecto offshore Fénix.

La compañía alemana Wintershall DEA anunció sus proyectos para el 2024 en Argentina. Posicionada como una de las principales productoras de gas en el país, perforará y conectará 12 pozos más en el yacimiento de gas Aguada Pichana Este, en Vaca Muerta. A la vez, espera iniciar la producción de gas en su proyecto offshore Fénix a fines del 2024.

«Wintershall DEA cuenta con más de 45 años en la Argentina. Sus proyectos en Vaca Muerta y Tierra del Fuego han vuelto a contribuir significativamente al creciente sector de hidrocarburos del país durante 2023, confirmando la posición de la compañía como una de las principales productoras de gas del país», destacó la firma.

En la Cuenca Neuquina, en Aguada Pichana Este, la empresa sumó nuevas operaciones en 2023 y llegó a tener 79 pozos en producción: «perforamos nuevos pozos de gas con el fin de mantener y aumentar la producción, superando ya incluso las expectativas iniciales», resaltó el director general de Wintershall Dea en Argentina, Manfred Boeckmann. Buscan sumar 12 más en 2024.

«En el sur de la Argentina, Wintershall Dea tiene una participación relevante en uno de los pilares fundamentales del suministro energético argentino: el clúster de yacimientos CMA-1. Este representa alrededor del 16% de la producción de gas del país. La licencia también alberga a Fénix, actualmente uno de los proyectos energéticos más importantes de la Argentina», subrayaron.

«A principios de 2024, la plataforma de producción prefabricada fue transportada desde Europa e instalada exitosamente a 60 kilómetros de la costa de Tierra del Fuego. Se prevé que Fénix suministre importantes volúmenes de gas natural durante un período de más de 15 años, y que su primer gas se produzca a finales de 2024«, aseguró Boeckmann.


Wintershall DEA presentó sus resultados del 2023


La firma energética obtuvo en 2023 un EBITDAX de 4.200 millones de euros. Esto refiere a las ganancias antes de intereses, impuestos, depreciación, amortización y exploración. También, logró un beneficio neto ajustado de 513 millones de euros.

El CEO de la firma, Mario Mehren, expresó que «en un año difícil para Wintershall Dea, nuestro equipo ha logrado un rendimiento operativo y unos resultados financieros sólidos a pesar de los contratiempos macroeconómicos». La empresa produjo 323.000 barriles equivalentes de petróleo al día (bbl/d) en 2023.

La firma inició el año con la decisión de salir de Rusia y terminó con el acuerdo de combinación de negocios con Harbour Energy por parte de los accionistas BASF y LetterOne. El negocio de exploración y producción de la alemana pasa a manos de Harbour en incluye sus activos en Noruega, Argentina, Alemania, México, Argelia, Libia (excluida Wintershall AG), Egipto y Dinamarca (excluida Ravn).

Mehren declaró que «hasta el cierre, Wintershall Dea seguirá trabajando como compañía independiente, produciendo energía y avanzando en la gestión del carbono y los proyectos de hidrógeno. De forma segura y eficiente».

En cuanto a sus operaciones de extracción y producción, en Noruega la compañía reanudó la plena actividad en el yacimiento Dvalin a finales de 2023, lo que brindó más gas para Europa. También obtuvo la aprobación para seguir desarrollando los yacimientos Dvalin Norte y Maria Fase 2, así como 13 nuevas licencias de exploración en la última ronda de concesión.

En México, Wintershall Dea adquirió una participación del 37% en el yacimiento en producción Hokchi. También hizo un importante descubrimiento de petróleo en el prospecto de exploración Kan, con estimaciones preliminares de volumen de 200 a 300 millones bbl.

En la región de Oriente Medio y Norte de África (MENA), la empresa produjo el primer gas en su proyecto operado de Damanhour Este, en Egipto, y tomó la decisión final de inversión para el desarrollo de Raven Oeste (Delta del Nilo Occidental), con inicio de producción previsto para el segundo trimestre de 2025. En Argelia, la empresa completó la adquisición de una mayor participación en Reggane Nord.

La compañía también realizó grandes avances en sus actividades de captura y almacenamiento de carbono (CAC) en 2023. Logró la primera inyección de dióxido de carbono en el proyecto CAC de Greensand, en Dinamarca. Mehren señaló; «llevar la CAC internacional del proyecto piloto a la realidad es esencial para descarbonizar la industria europea y alcanzar los objetivos de cero emisiones netas».

La empresa terminó el año con una cartera de cinco licencias de almacenamiento de CO2 en Noruega, Dinamarca y el Reino Unido, con una capacidad anual combinada de almacenamiento de 17,4 millones de toneladas de CO2 (correspondiente a Wintershall Dea). Esto equivale alrededor del 12% de las emisiones totales de la industria alemana.


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios