Entre la telenovela y la denuncia

Hoy comienza "Vidas robadas" en Telefé. Con Facundo Arana y Mónica Antonópulos.




#

Facundo Arana y Mónica Antonópulos en una apuesta similar a "Montecristo".

BUENOS AIRES (Télam).- Mónica Antonópulos, quien desde hoy se pondrá en la piel de Ana Monserrat, coprotagonista de "Vidas robadas", la telenovela nocturna con que Telefé procurará recuperar audiencia, dijo que el canal no presionó al elenco tras el fracaso de la "sit-com" "Una de dos".

"No nos llegó la presión porque estábamos grabando, pero sí sentimos una gran responsabilidad porque 'Vidas robadas' genera mucha expectativa", comentó Antonópulos en diálogo con Télam.

La actriz, que asume su primer gran papel en tevé, añadió: "Por suerte a nosotros el canal no nos hace sentir esa presión. Nosotros grabamos tranquilos porque el rating no es un tema que se hable mientras grabamos y tanto Claudio (Villarruel) como Bernarda (Llorente) -responsables de la programación de la señal- nos contienen para que grabemos tranquilos".

En la tira con que Telefé procurará volver a competir mano a mano contra el líder Canal 13, los nombres fuertes son los de Facundo Arana y Soledad Silveyra.

 

Amor y tráfico de personas

 

Antonópulos se inició haciendo todo tipo de personajes para "El ojo cítrico", al que luego le siguió un rol en "Son de Fierro" y más tarde y ya en Telefé, su debut en el género del culebrón al tomar parte en "La ley del amor".

En la inminente "Vidas robadas", se mete en la piel de una joven fotógrafa casada con Nicolás (Juan Gil Navarro), con quien tiene un hijo. Su marido trabaja para el padre de Ana, Astor Monserrat (Jorge Marrale), un poderoso empresario que esconde negocios sucios: el tráfico de personas.

En un viaje al sur, Ana se pierde y llega en su rescate Bautista Carrasco (Arana), un antropólogo forense, apasionado por los deportes extremos, quien tras la muerte de su mujer vive para su trabajo y su

objetivo: desmantelar una red de secuestro de personas.

-¿"Vidas robadas" es una telenovela tradicional?.

-Es una telenovela parecida a "Montecristo" que quiere contar y denunciar cosas que no tienen que ver con el género y además está filmada de otra forma. Pero de todas maneras es un tipo de producto que siempre provoca mucha repercusión.

-¿Tuviste miedo cuando te llamaron para un proyecto tan importante?

-Más que miedo, siento responsabilidad ya que es un lugar nuevo el de acompañar a Facundo en semejante historia de amor. El genera mucha expectativa y ni imaginaba que una persona tan nueva como yo pudiera tener un lugar así en un proyecto tan importante.

-¿Tuviste que filmar una escena de riesgo en la Patagonia?

-De exposición más que de riesgo, tomé algo de frío pero el que hizo las escenas más riesgosas fue Facundo, que hizo muy buenas escenas escalando.

-Como chica se te cumplió un sueño porque tenés que besar a un galán como Arana.

-Me preguntan mucho eso porque Facundo genera mucho magnetismo. Cuando filmamos en Puerto Madryn o Bariloche había 40 ó 30 personas que se acercaban a pedirle autógrafos o fotos y las chicas me decían "qué suerte que tenés de trabajar con él". Y no me tiraron mala onda como a veces le sucede a las coprotagonistas de los galanes.

Para mí es muy gratificante poder contar una gran historia de amor con Facundo que es alguien que ya ha probado que sabe contarla tan bien.

-¿Como la tira va a las 22, va a haber escenas eróticas?

-Con "La ley del amor" tuve experiencia en el cachondeo a pesar de que iba a la tarde. Ahora como esta telenovela está tan bien contada que en las escenas de sexo que el cuerpo desnudo pasa a otro plano. Pero además Miguel Colom filma muy bien y el equipo que lo acompaña es muy bueno.

-¿Es mejor que en la tevé haya ficción?

-Me gusta más la tele del 2008 que la del 2007 aunque no veo mucha a pesar de que fui criada con la televisión dentro de casa. Me da la sensación que hay mucho para elegir. Además eso significa trabajo, desarrollo de ideas, producciones y gente trabajando. Ahora el televidente puede cambiar y tener otra opción para que no todo esté concentrado en un tipo de producto que después se reparte por todos los canales.


Comentarios


Entre la telenovela y la denuncia