Verano en la Patagonia: 15 fotos para descubrir el Camino de la Costa

En Río Negro, al norte de la Patagonia, la ruta 1 corre a metros del mar y es una de las más escénicas de la Argentina. Aquí una recorrida fotográfica con punto de partida en El Cóndor.

Gran parte del Camino de la Costa va junto al mar, ,una maravilla para recorrer, sorprenderte y disfrutar en Río Negro, al norte de la Patagonia. Fotos: Alejandro Carnevale.

La ruta Provincial N° 1, conocida también como el Camino de la Costa, tiene una extensión de 210 kilómetros. Corre a metros del mar y es una de las rutas más escénicas de la Argentina. Los primeros 65 kilómetros son de asfalto, en muy buen estado, con reparaciones recientes en un sector intermedio entre Viedma y El Cóndor, y el resto es de ripio consolidado

En Río Negro, al norte de la Patagonia, es una gran opción para el verano. En muchos tramos del Camino de la Costa se puede disfrutar ver la salida del sol y también la puesta en el mar. Fotos: Alejandro Carnevale.
Sobre la ruta antes de llegar a El Condor se encuentran arboles al lado de la ruta que por los permanentes vientos del sur crecieron inclinados hacia el norte. Fotos: Alejandro Carnevale

En distintos puntos del recorrido se puede disfrutar del entorno desde miradores estratégicamente ubicados. Se recomienda transitar con cuidado, en especial en algunos sectores de la traza donde se acumula arena. La reciente rehabilitación de 7 kilómetros en un sector ubicado entre Bahía Creek y Caleta de Los Loros garantizan el tránsito en toda su extensión.

Para aquellos que lo hagan por primera vez deben tener en cuenta que si acceden desde Viedma o desde San Antonio Oeste, en sus extremos, son los últimos puntos para cargar combustible.

El Cóndor. Los médanos sobre la desembocadura del rio negro son lugares ideales para contemplar los atardeceres

En el km 35 el balneario El Cóndor es la primera parada. Allí se unen las extensas playas bordeadas por la costanera y en sus extremos se ubican El Pescadero -al norte- donde el río Negro desemboca en el Atlántico y el Faro del Río Negro -al sur- donde nace el acantilado característico de la mayor parte de la costa patagónica.

Saliendo de El Cóndor hacia La Lobería está el faro Rio Negro sobre el acantilado frente al mar
La playa del Espigón es una de las tantas que se encuentran sobre la ruta 1,es la elegida por los pescadores por sus buenos piques.

En el km se llega a El Espigón y algunos kilómetros más adelante a Playa Bonita, dos lugares con playas muy amplias con marea baja que ofrecen variedad de opciones para acomodarse y en los últimos años -en especial la primera- convertida en punto de encuentro para los amantes del surf.

Playa La Lobería. Los piletones son algo característico de esta playa cuando la marea baja y quedan formados en la restinga. Son lugares muy lindos para pasar la tarde. Fotos: Alejandro Carnevale

En el km 65: estamos en La Lobería, una playa que se destaca por los piletones formados por la naturaleza a los que se pueden acceder con marea baja. En el lugar funciona un carrito eléctrico que evita el esfuerzo de bajar (y sobre todo subir) a la playa cargado de cosas. La villa, en permanente crecimiento, cuenta con confitería, proveeduría y cámping y es el punto final de la ruta asfaltada, que en los últimos 30 kilómetros recorrió el borde del acantilado con espectaculares vistas hacia el Atlántico.

La Loberia. Sus playas son de una belleza que invitan a disfrutarlas. Los días de viento se produce un oleaje para mirar y fotografiar

En el km 81: se accede a Bahía Rosas por la ruta bordeando la playa. 

Bahía Rosas. Por sus playas extensas frente al camino y su profundidad es el lugar de los pescadores.

Es uno de los lugares más elegidos para la práctica de la pesca deportiva, como también por sus amplios espacios para disfrutar de una jornada de esparcimiento.

Los médanos de Bahía Creek son algo único. Es un sector extenso para poder caminar sobre ellos con mucho cuidado de no perderse y siempre con una botella de agua. Es como estar en el desierto del Sahara…

En el km 135 está Bahía Creek, uno de los lugares más bellos del recorrido. Amplias playas con suave declive, sector elegido para deportes náuticos, grandes caminatas y una pujante villa turística que se mezcla con el paisaje natural. En la zona se encuentra el parque dunar más grande de la Argentina con una extensión aproximada de 18.000 hectáreas.

Caleta de los Loros. Cuando baja la marea toda la caleta queda al descubierto para poder fotografiar una vegetación y fauna marítima

En el km149 se ubica el Área Natural Protegida de Caleta de Los Loros donde los acantilados dan lugar a un playa de poco declive. Está rodeada de dunas de distintos tamaños tanto fijas como móviles. La caleta se interna entre 3 y 5 kilómetros hacia el norte, bordeada por dos grandes bancos de arena.

Caleta de los Loros. Parte de las sorpresas que te encontrás en el camino de la costa: ,un colectivo abandonado sobre la caleta.
Pozo Salado. Salir a pulpear es una de las actividades que podés hacer en la zona.

En el km 165 está Pozo Salado, que también forma parte del ANP y está considerado otros de los puntos más sobresalientes de todo el recorrido por la amplitud, belleza y suave declive de sus playas. En el lugar se ubica el puesto de guardambientales de la provincia, hay un cámping y una proveeduría.

El privilegio de manejar a metros del mar. Fotos: Alejandro Carnevale.
La tranquilidad de una noche de luna llena en la playa.

Así es el Camino de la Costa, una maravilla que invita a ser descubierta.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora