Fuerte embate contra el uso de la grúa en Viedma

El presidente del Concejo Deliberante, Pedro Pesatti, fue el líder de una ofensiva para restarle a la empresa concesionaria del estacionamiento medido la posibilidad de que remueva con la grúa los vehículos luego del horario permitido.

VIEDMA (AV).- El presidente del Concejo Deliberante capitalino, Pedro Pesatti, lanzó una fuerte ofensiva para restarle al concesionario del servicio de estacionamiento medido y pago, la facultad de remover con la grúa los vehículos estacionados en lugares habilitados una vez vencido el horario de permiso.

Sus fundamentos fueron volcados en un proyecto de comunicación que recomienda al intendente Gustavo Costanzo una modificación a las normas que regulan el servicio heredado de la administración de Fernando Chironi.

Otra de las razones que esgrimió el titular del Deliberante para limitar el accionar fue el fallo del juez de Instrucción, Jorge Bustamante, quien admitió una acción de amparo de un ciudadano al que la empresa pretendió cobrarle 1.000 pesos para liberar el rodado “levantado”.

Al analizar el pliego licitatorio por el que la empresa ATGE ganó la licitación, Pesatti encontró una contradicción. El artículo 12 menciona que el sistema abarcará la asistencia para el control de infracciones relativas al estacionamiento medido, dentro de las arterias para ese fin designadas. Por otra parte, el artículo 19 describe que sólo tiene autonomía para remover los autos estacionados en infracción cuando afecte gravemente la seguridad, circulación del tránsito, invada espacios reservados o zonas prohibidas”.

En consecuencia, interpretó que la empresa “en ningún momento menciona la posibilidad de remover los automóviles de las zonas habilitadas para estacionar”.

Luego analizó los efectos del decreto 133/99 emitido por Chironi, en cuyo “escueto considerando -apuntó- sólo se limita a sostener la necesidad de buscar mecanismos que permitan agilizar y normatizar los trámites operativos de restitución de vehículos e introduce el permiso a ATGE de retirar de los sectores señalados como ‘medido y pago’ a los vehículos que no hubieren dado cumplimiento al pago”.

Negó una eventual afectación de derechos porque cuando ATGE hizo su propuesta “no tuvo en cuenta las remociones y recién una interpretación del Ejecutivo viabilizó esta posibilidad”.

La inserción de la grúa generó múltiples quejas entre los automovilistas y discusiones subidas de tono con los operarios de ATGE, dado que más allá de la multa deben abonar a la empresa 50 pesos por el acarreo. Antes de la intervención de Pesatti, los concejales Carlos Pérez y Juan José Tealdi intentaron en vano restringirla pero la ordenanza fue vetada por Chironi.

Si bien desde que asumió Costanzo un año atrás hubo un acuerdo con la empresa para restringir el uso del mecanismo de remoción, Pesatti mencionó que el Ejecutivo municipal le dio el visto bueno para promover modificaciones en una iniciativa de comunicación a fin de no se interprete una injerencia desde un poder sobre otro.


Comentarios


Fuerte embate contra el uso de la grúa en Viedma