La economía creció un 8,4% en el 2003

El repunte terminó con cinco años de caídas consecutivas que culminaron en el 2002 con el catastrófico derrumbe del 10,9%. De este modo, la excelente performance del año pasado y el previsto crecimiento de 4% para éste sólo alcanzan a paliar parte de la debacle económica



BUENOS AIRES (DyN/Télam).- La economía argentina registró en 2003 un crecimiento del 8,4 por ciento, en lo que significó el primer año de expansión después de cinco años de caídas consecutivas y la crisis que terminó con el estallido de la convertibilidad.

Así lo detalla el Estimador Mensual de la Actividad Económica que elabora el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC), organismo que informó que diciembre pasado ese indicador marcó un crecimiento del 10,9 por ciento con relación a igual mes del 2002. Aunque el índice no es exactamente igual a la medición del Producto Bruto Interno (PBI), proyecta con bastante aproximación el comportamiento general de la macroeconomía.

"Se trata de una de las cifras más grandes de aumento del producto que la Argentina ha dado en los últimos años", se entusiasmó ayer el ministro de Economía, Roberto Lavagna, durante una conferencia que ofreció junto a su par alemán de Finanzas, Hans Eichel, en el Palacio de Hacienda.

"Pensábamos que el crecimiento iba a ser de 8 por ciento, pero la cifra final dio 8,4 por ciento", dijo Lavagna un rato después de que el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC) difundiera los datos oficiales sobre la evolución de la actividad económica en 2003.

Con este resultado, la economía argentina volvió a arrojar una variación positiva después de 1998, antes de entrar en la crisis que terminó con la convertibilidad. Aquel año el Producto Bruto había aumentado un 3,9 por ciento, y desd entonces entró en una sucesión de caídas del 3,4 por ciento en 1999; 0,8 por ciento en 2000; y 4,4 por ciento en 2001; que terminaron con la debacle del 10,9 por ciento en 2002.

En esta crisis terminal de la Convertibilidad, el Producto Bruto Interno argentino soportó una caída del orden de los 20 puntos, por lo que el crecimiento que se registre en 2004 servirá para paliar solo en forma parcial las posiciones perdidas en el último lustro.

De acuerdo con las proyecciones realizadas por economistas privados y funcionarios del equipo comandado por Roberto Lavagna, este año el crecimiento del PBI debería rondar entre el 4 y el 6 por ciento.

En cuanto a las mejoras registradas en las comparaciones mensuales interanuales, el 10,9 por ciento de diciembre igualó a la suba de septiembre, en lo que fue, finalmente, el mejor registro mensual del año. La segunda mejor performance mensual se produjo en octubre, con un crecimiento de 10,6 por ciento, y luego se ubican los meses de julio (9,9 por ciento) y noviembre (9,4 por ciento). La estimación provisoria del INDEC remarca que el indicador desestacionalizado de diciembre de 2003 con respecto a noviembre del mismo año no registró variación.

El sector privado espera para este año un crecimiento de 6,6 por ciento, de acuerdo al promedio de las expectativas de los principales analistas, según lo expresó la última edición del Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM) que elabora periódicamente el Banco Central. Entre las razones que apoyan ese pronóstico figuran "el aprovechamiento pleno de la capacidad ociosa aún existente" y "la continuada expansión del comercio de productos básicos".

Nota asociada:

JORNADA PIQUETERA: La protesta fue pacífica y sólo hubo 46 cortes de los 107 anunciados

Nota asociada:

JORNADA PIQUETERA: La protesta fue pacífica y sólo hubo 46 cortes de los 107 anunciados


Comentarios


La economía creció un 8,4% en el 2003