Murió en prisión Abimael Guzmán, el fundador de Sendero Luminoso

El exlíder del grupo terrorista peruano falleció a los 86 años. Estaba en la cárcel desde 1992, condenado a cadena perpetua.

El jefe histórico de la guerrilla terrorista peruana Sendero Luminoso, Abimael Guzmán, falleció hoy a los 86 años en la prisión de máxima seguridad donde cumplía cadena perpetua desde 1992.

La autoridad penitenciaria señaló en un comunicado que la muerte de Guzmán ocurrió "el sábado 11 de septiembre aproximadamente a las 6.40 (8.40 de Argentina) en el Centro de Reclusión de Máxima Seguridad de la Base Naval del Callao (...) debido a complicaciones en su estado de salud".

La esposa de Guzmán, Elena Yparraguirre, era la número dos de Sendero Luminoso. Está presa en la cárcel Virgen de Fátima, en Lima, sentenciada a cadena perpetua por terrorismo, el mismo cargo que pesaba sobre su marido.

"Falleció el cabecilla terrorista Abimael Guzmán, responsable de la pérdida de incontables vidas de nuestros compatriotas. Nuestra posición de condena al terrorismo es firme e indeclinable. Solo en democracia construiremos un Perú de justicia y desarrollo para nuestro pueblo", expresó el presidente de Perú, Pedro Castillo, en su cuenta oficial de Twitter.

En la misma línea se manifestaron otros miembros del oficialismo, como el ministro de Economía y Finanzas, Pedro Francke, quien afirmó que "su muerte no borrará sus crímenes" e instó a construir "un país mas justo, en democracia y con paz", o la congresista de la fuerza oficialista Perú Libre, Betssy Chávez, que pidió inculcar a las nuevas generaciones trabajar por "Perú solo en democracia y nunca en extremismos".

El líder terrorista y antiguo profesor universitario de filosofía, que había sufrido problemas de salud en julio, pasó sus últimos 29 años preso, condenado de haber sido el responsable intelectual de uno de los más cruentos conflictos en América Latina.

De acuerdo al Informe Final de la Comisión de la Verdad y la Reconciliación (CVR), presentado a fines de agosto de 2003, se estima que entre 1980 y 2000, debido a la lucha entre esa guerrilla y el Estado peruano fueron asesinadas casi 70.000 personas.

El informe de la CVR señaló que Sendero Luminoso fue responsable de más de 31.331 muertes, el 54% del total de víctimas documentadas.

Abimael Guzmán saltó al primer plano de la política peruana cuando, a comienzo de los años ´60, abandonó su cátedra de filosofía en la Universidad San Cristóbal de Huamanga, en Ayacucho, una de las regiones más pobres de Perú.

Desde allí, creó e impulsó a su partido, cuya tarea era "construir el comunismo por el sendero luminoso de José Carlos Mariátegui", intelectual y creador del Partido Socialista de Perú. De ahí el origen del nombre de la guerrilla.

Guzmán cultivó el culto a la personalidad y quienes lo conocían debían tratarlo como el "Presidente Gonzalo". A partir de su propia interpretación del marxismo, convirtió a sus seguidores en fanáticos de sus ideas a las que calificaron de "pensamiento guía" y "cuarta espada" del marxismo, detrás de Marx, Lenin y Mao.

El llamado "gran salto adelante" empezó en 1979, cuando pasó a la clandestinidad y anunció que estaban dadas las condiciones para llevar a cabo una revolución del campo a la ciudad, al estilo camboyano.

Si bien los líderes de Sendero Luminoso han admitido públicamente su derrota en la "lucha armada", nunca se han arrepentido públicamente de sus crímenes.


Comentarios


Murió en prisión Abimael Guzmán, el fundador de Sendero Luminoso