La CEB pone en marcha un plan de recupero de consumos impagos que acumulan 800 millones en Bariloche

La deuda se profundizó durante la pandemia. La campaña de cobranza de las facturas adeudadas tendrá en cuenta las situaciones particulares.





La Cooperativa de Electricidad Bariloche buscará achicar la brecha con sus principales deudores por consumo de energía, un universo que se amplió en forma alarmante durante la pandemia y que ya acumula facturas impagas por 800 millones de pesos.

Esa suma equivale a las ventas brutas totales de un bimestre y causa un agujero importante en las finanzas de la prestadora eléctrica, que en todo este lapso se abstuvo de practicar cortes de servicio, no solo a los jubilados, pensionados y beneficiarios de AUH (como estaba prescripto desde Nación), sino a todos sus asociados.

El presidente de la CEB Carlos Aristegui dijo que esta última autoimposición estuvo motivada en estrictas razones sociales “por la falta de trabajo, la crisis del turismo y el cierre de negocios” que provocaron una caída generalizada en la capacidad de pago.

Pero señaló que esa política llegó a su fin, en coincidencia con una temporada turística récord. La CEB comenzó a librar intimaciones de pago y avisos de corte a los deudores más grandes, en general empresas y comercios, con impagos superiores a los 300 mil pesos.

En su primera reunión del año, realizada la última semana, el Consejo de Administración de la Cooperativa evaluó una propuesta del comité ejecutivo y la presidencia para iniciar una campaña más activa de cobranza de las facturas adeudadas con un criterio “segmentado”, que tenga en cuenta las situaciones particulares.

No recibirían, por ejemplo, el mismo tratamiento una empresa del rubro turístico que este verano recompuso su giro económico e incluso superó los niveles de facturación de la prepandemia, que los clubes de barrio, entidades sociales, jubilados u otros “casos especiales”.

Aristegui señaló que el objetivo es restablecer el vínculo y “fidelizar” a los asociados que dejaron pagar, algunos desde marzo de 2020, cuando irrumpió el coronavirus. Dijo que se acordarán planes de refinanciamiento de la deuda con “cuotas que puedan pagar” y que serán contemplativos con los intereses. De hecho, hoy los planes de pago ya aplican tasas que están por debajo de la inflación.

“Era necesario encarar esta problemática porque son 800 millones de pesos. La CEB ya pagó por esa energía y necesita ahora cobrar los consumos”, enfatizó el presidente de la Cooperativa.

Señaló que la “segmentación” no tiene nada que ver con la que planifica el gobierno nacional, con el mismo término, para descongelar las tarifas. Prefirió hablar de “agrupamiento” de usuarios, para evitar confusiones. La idea, según explicó, es establecer tratamientos diferenciados para las distintas franjas de deudores según su capacidad de pago. Por eso empezaron con las empresas que acumulan facturas por más de 300 mil pesos y continuarán con montos menores.

Refirió que no se establecen límites a priori, la voluntad es “escuchar al asociado” y tomar nota de “la actividad que realiza”, para evaluar su aptitud para levantar las facturas y ponerse al día.


Comentarios

Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
La CEB pone en marcha un plan de recupero de consumos impagos que acumulan 800 millones en Bariloche