Prisión preventiva para el taxista que mató a su novia

El juez penal Carlo Reussi procesó por "homicidio simple" a Alejandro Dardo Rodríguez, quien habría propinado una salvaje golpiza a su pareja María Verónica

#

Durante los allanamientos se encontraron pruebas que podrían incriminar a Rodríguez por la muerte de Folik.

VIEDMA (AV)- Alejandro Dardo Rodríguez seguirá detenido por el homicidio de María Verónica Folik. La joven murió tras recibir una feroz golpiza en el monoambiente que ocupaba en un hotel del barrio Guido de Viedma el 14 de abril pasado.

El juez penal de esta capital Carlos Reussi procesó y dictó la preventiva por "homicidio simple" a Rodríguez, quien en la mañana de aquel sábado habría golpeado a la joven de 30 años y madre de dos pequeños hijos en forma reiterada con un elemento romo, presumiblemente puntapiés, provocándole politraumatismo de cráneo grave, otorragia, hematoma en el cuello, pérdida de piezas dentarias, fractura mandibular derecha, hematoma fronto temporal parietal izquierdo con edema y desplazamiento de masa encefálica.

Para el juez existen elementos de prueba que "claramente" permiten inferir que Rodríguez fue quien inició una fuerte discusión con Verónica esa mañana que generó que vecinos llamaran la atención para que se callaran, el que la golpeó de tal forma que la joven pidió a gritos auxilio, el que ya no estaba cuando dos jóvenes y su madre corrieron al monoambiente luego que intentara uno de ellos abrir la puerta que estaba cerrada con llave. Rodríguez tenía prohibida la entrada al lugar por los propietarios y habría ingresado en forma clandestina con la aprobación de Folik con quien mantenía una relación sentimental. Su alta estatura (1.85) y estado atlético le habrían permitido escapar por los techos.

Además existen huellas dactilares del imputado en la puerta, en la heladera y un recipiente de plástico del monoambiente. El teléfono celular de Rodríguez quedó abandonado en el baño del lugar, donde también se encontraron zapatillas y medias masculinas, así como un cuchillo con mango de alpaca con las iniciales AR grabadas.

Por otra parte y en el momento de la detención de Rodríguez -tres días después del hecho- fueron hallados otros elementos comprometedores como la presencia de rastros de sangre en el pantalón que vestía y en las zapatillas que llevaba en el bolso que portaba cuando escapaba por los techos tras haber ingresado a la casa del ex marido de la víctima. También se le detectaron lesiones en sus manos que según la certificación médica tenían una antigüedad superior a las 48 horas.

No obstante aún restan esclarecer ciertos aspectos de la investigación científica como los rastros genéticos sobre los cabellos que la víctima sostenía en una de sus manos en el momento de ser encontrada tirada en el piso de su departamento boca arriba con el rostro totalmente ensangrentado.

En base a los testimonios recibidos para el juez también quedó claro que Rodríguez no era la primera vez que agredía a Folik de baja estatura y delgada figura.


Comentarios


Prisión preventiva para el taxista que mató a su novia