Protesta por la venta ambulante en Roca

ROCA (AR).- Los comerciantes de la ciudad volvieron a reclamar a las autoridades municipales las mismas reglas de juego para la actividad que para las ventas ambulantes.

En un detallado análisis del presupuesto municipal 2006, la Cámara de Agricultura, Industria y Comercio de Roca (CAIC), criticó la iniquidad de las obligaciones tributarias y la falta de control sobre la venta ambulante en la ciudad, haciendo referencia a que estas falencias generan "una competencia desleal que no sólo perjudica a los comerciantes sino a la sociedad".

Según se indicó desde la entidad, las tasas fijas para comercializar no estarían siendo manejadas equitativamente y por esta razón los precios a los que venden los puestos ambulantes son imposibles de igualar por los comercios. "Es sabido que a estos comerciantes se les cobra una tasa fija diaria, la cual muchas veces se evade por falta de control, y así se paga un día y se vende cinco. El municipio recauda ingresos superiores al 1.100% por parte de los comercios con relación a la venta ambulante".

La intención de la CAIC es que "el municipio cuide los intereses de nuestros comercios que se ven afectados al soportar la competencia desleal de estos vendedores que se paran frente a nuestros locales ofreciendo mercadería de dudosa procedencia, con menores controles y diferencias en términos contributivos".

Según informaron, no es su idea que la actividad ambulante desaparezca, sino que sea reubicada y afectada por una carga tributaria acorde a los ingresos generados y "en concordancia con los aportes realizados por los comercios bien establecidos. Proponemos un ordenamiento físico y administrativo para estos vendedores, de manera que se localicen en otro sitio, no frente a nuestros locales, y que se fiscalice y controle la procedencia de la mercadería que comercian".


Comentarios


Protesta por la venta ambulante en Roca