Qué pasó antes de que golpearan brutalmente a Lautaro en Neuquén

La discusión se inició entre dos grupos. Ninguno de éstos integraba el joven que resultó golpeado. Ocurrió el 1 de enero a la salida de una fiesta.





#

Los testigos no pudieron precisar por qué estaba en el lugar donde se originó una pelea entre dos bandos.(Foto: Matías Subat )

Con los testimonios de siete testigos, durante la jornada de ayer se reconstruyó la noche y la mañana del primero de enero, día en que ocurrieron los incidentes a la salida de la fiesta de fin de año que se realizó en el Neuquén Rugby Club y que concluyó con las graves lesiones que sufrió en la cabeza Lautaro Bettini Speranza (20), a raíz de un fuerte golpe que recibió desde atrás con una piedra. Las personas que declararon no pudieron dilucidar por qué motivos Lautaro estaba en medio de los disturbios.

El incidente ocurrió minutos después de las 7 de la mañana, cuando la fiesta había concluido y todos se retiraban. Fue sobre la calle San Martín al 6.500 donde había un enjambre de jóvenes, muchos de ellos alcoholizados, quienes caminaban con rumbo al este en dirección al aeropuerto, allí se generó una discusión entre dos grupos que se desconocían.

Te puede interesar Caso Lautaro: el imputado dijo que atacó para defender a un amigo

Algunos de ellos declararon ayer por la mañana y explicaron que la pelea se originó porque dos jóvenes quisieron agarrar a una muchacha que estaba borracha y sus amigos la defendieron.

Entre los bandos se cruzaron algunos golpes de puño, un joven que golpeó a otro con una jarra y, al final, el corolario de la disputa fue la caída de Lautaro al piso. Ninguna de las personas que testificaron ayer pudieron establecer qué hacía el joven antes de recibir el golpe y tampoco lo pudieron relacionar a ningún grupo involucrado.

Uno de los mejores amigos de la víctima, explicó que había pasado casi toda la noche con él, desde la cena del 31 de diciembre. Explicó que luego de comer, a las tres de la mañana fueron hasta la fiesta y dieron vueltas durante toda la noche solos porque no habían podido encontrar a otros conocidos. Recién a las seis de la mañana se separaron y cada cual se fue con un grupo de amigos distinto.

Lucas, el amigo de Bettini Speranza que testificó, recordó que lo pudo reencontrar unos segundos antes de que ocurra la agresión. Explicó que vio a Lautaro desde lejos y que estaba parado frente a tres jóvenes y discutiendo, pero aclaró que todavía no había ocurrido nada.

Te puede interesar Video: Seis meses después de la brutal agresión, cómo fue el caso de Lautaro

“Lo veo que estaba solo, me acerque a él para poder intervenir o defenderlo. Me acerco y le digo que no nos metamos en problemas, que ya había terminado la fiesta, pero estaba enojado y quería volver”, relató y agregó que luego “prácticamente me empujó y me tropecé, cuando estoy cayendo me vuelvo a parar y lo veo a Lautaro en el piso, con los ojos muy moretoneados y graves lesiones. No había ningún conocido en el momento en que ocurrió el hecho”.

“Salí, luquitas, salí”, fue lo último que dijo Lautaro antes de empujar a su amigo, inmediatamente lo atacaron y cayó desplomado. “Él estaba enojado, no sé la razón”, repitió Lucas. Una vez concluido el incidente, el joven herido fue asistido por una joven guardavidas que había pasado la noche en la fiesta y que dio los primeros auxilios, en pocos minutos llegó la ambulancia del SIEN y se lo llevó al hospital Castro Rendón, donde pasó más de 30 días en coma.

Paciente

Datos

30
días estuvo Lautaro Bettini en coma en el hospital luego de haber recibido los golpes en la cabeza.

Comentarios


Qué pasó antes de que golpearan brutalmente a Lautaro en Neuquén