Fernando Ruíz Díaz, líder de Catupecu Machu, sufrió un ACV

La banda Catupecu Machu definió suspender sus próximas presentaciones, mientras Fernando Ruiz Díaz se recupera de un accidente cerebrovascular.

Fernando Ruíz Díaz, el líder de la banda argentina Catupecu Machu, sufrió un accidente cerebrovascular (ACV) en los últimos días, por lo que la banda definió suspender la gira por Europa que tenía programada para los próximos días.

Según informó oficialmente el grupo, el pasado 15 de febrero Fernando Ruíz Diaz, de 55 años, tuvo que «ser internado debido a un cuadro de mareos y presión alta. Tras realizarse estudios de rutina, se pudo constatar que el cantante sufrió un accidente cerebrovascular, producto del estrés».

«A pesar del susto, Fer se encuentra bien y no tiene daños severos, ni secuelas aparentes. Actualmente, se encuentra evolucionando favorablemente, haciendo el reposo sugerido por los médicos y de continuar así, recibirá el alta en los próximos días» llevaron tranquilidad desde la banda.

Sin embargo, Catupecu Machu indicó que Fernando Ruíz Díaz no está en condiciones de volver a subirse a los escenarios en las próximas semanas y por tiempo indeterminado, hasta tanto se recupere por completo.

Por eso, «los tickets adquiridos para las diferentes fechas serán reembolsados en su totalidad, a través de los mismos medios por los cuales fueron comprados. Los equipos correspondientes se pondrán en contacto para informar sobre el procedimiento en cuestión. Agradecemos su comprensión y les llevamos tranquilidad a todos sobre la favorable recuperación de Fernando, esperando poder volver a cruzarnos pronto en los escenarios», cerró Catupecu Machu.

El comunicado oficial de Catupecu Machu sobre la salud de Fernando Ruíz Díaz.-

Catupecu Machu y la memoria de Gabriel Ruíz Díaz


En enero de 2021, Catupecu Machu sufrió una pérdida que estaba latente en su música, pero que finalmente se volvió física. Gabriel Ruíz Díaz, uno de los fundadores de la banda, dejó el plano físico tras sufrir las secuelas de un fuerte accidente ocurrido quince años antes.

«Amores, hoy se fue Gabi. Se fue tranquilo, en paz. Gabi el amigo, el hermano, el bajista, el artista, el científico, el músico, el hijo, un animal de la música. Un ser amoroso, generoso, bueno, brillante y sobre todo un guerrero» contó Fernando Ruíz Díaz sobre la muerte de su hermano.

La madrugada del 31 de marzo de 2006, Gabriel Ruiz Díaz viajaba en el auto de César Andino, líder de la banda Cabezones, como acompañante. Los dos habían salido de un club nocturno y cuando emprendían el regreso a casa perdieron el control en una curva e impactaron contra un árbol cerca del exzoológico de Buenos Aires, en Palermo.

El bajista de Catupecu Machu sufrió lesiones múltiples que incluyeron un traumatismo craneoencefálico grave, y permaneció internado más de seis meses en las unidades de Terapia Intensiva e Intermedia del Hospital Juan A. Fernández de la Ciudad de Buenos Aires, hasta que el 10 de octubre de 2006 fue trasladado para iniciar su rehabilitación a una institución privada de la localidad de Escobar. En 2007 pronunció sus primeras dos palabras luego del accidente.

«A la vida esa murió, ¿no? Vive, está vivo y tiene como mucha energía, sigue siendo el mismo Gaby guerrero, pero ahora no toca el bajo. Varias cosas que influyeron mucho en que no pueda recuperarse. Por ejemplo, se dañó mucho la vista: ve como por este ojo pero de un costadito, así, y después ve como sombras. Se dañó la cadera, entonces para caminar también es jodido. Perdió masa encefálica. Yo creo que él está en un viaje que duerme y duerme; cuando se despierta, se despierta. Un poco parecido a como yo lo vi a (Gustavo) Cerati varias veces» había contado Fernando Ruíz Díaz sobre su hermano Gabriel, tiempo antes de su partida.


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios