Régimen usa barriles explosivos y mata decenas de civiles en Siria

AP

BEIRUT.- La ONU consideró ayer “inaceptables” los nuevos bombardeos del régimen sirio con barriles de explosivos que han matado a decenas de civiles el fin de semana en el norte del país. El mediador de la ONU para Siria, Staffan de Mistura, denunció los ataques del régimen de Bashar al Assad, que el sábado mataron a 84 civiles, incluidos niños, en las zonas rebeldes de Alepo, la metrópolis del norte de Siria, según la ONG Observatorio Sirio de los Derechos Humanos (OSDH). El balance es uno de los más altos en esa región en lo que va de año. “El bombardeo aéreo en Alepo merece la mayor condena internacional”, afirmó De Mistura. En total, 141 civiles murieron el sábado en distintos bombardeos del régimen en varias regiones, precisó la ONG con sede en Londres, que se apoya en una red de informadores en todo el país. Los ataques apuntaron a un mercado popular en Al Bab, ciudad bajo control del grupo yihadista Estado Islámico (EI), y al barrio rebelde de Al Chaar, en el este de Alepo, según el OSDH, que calificó lo ocurrido de “masacre”. El ejército sirio también golpeó el sábado Jabal al Zawiya, región montañosa de la provincia de Idleb (noroeste), matando al menos a 20 civiles. “El régimen está intensificando sus ataques porque cree poder compensar con ellos sus bajas en el campo de batalla”, dijo Rami Abdel Rahman, director del OSDH. “Se trata también de una especie de venganza contra los civiles que apoyan a la rebelión”, añadió. Las ONG internacionales denuncian con frecuencia el uso de barriles de explosivos que, en 2015, dejaron cientos de muertos entre los civiles. Las negociaciones están en punto muerto después de cuatro años de conflicto y más de 220.000 muertos. Para tratar de relanzarlas, el mediador de la ONU inició el 5 de mayo una nueva ronda de discusiones, separadas y a puerta cerrada, con los protagonistas del conflicto y los distintos actores internacionales, entre ellos Irán, aliado clave de Damasco en el conflicto. En el centro de Siria, el EI logró avanzar hacia el oeste y el sur a partir de la antigua ciudad de Palmira, tomada por los yihadistas hace diez días. Así, se hicieron con el control de la localidad de Basire, situada en un importante cruce de carreteras, que conduce a Damasco hacia el sur y Homs, tercera ciudad del país, más al oeste. (AFP)


Comentarios


Régimen usa barriles explosivos y mata decenas de civiles en Siria