El oficialismo presentó un proyecto contra el aborto: «¿En qué mundo viven?»

Diputados de La Libertad Avanza ingresaron al Congreso de la Nación un proyecto para eliminar el derecho al aborto, una iniciativa que retrotrae la legislación a antes de 1921.

Un grupo de diputados de La Libertad Avanza presentó un proyecto de ley para derogar la Ley 27.610 de Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE), aprobada hace tres años por el Congreso de la Nación. El proyecto intenta ubicar a Argentina entre los países con legislación más restrictiva, retrotrae la legislación a antes de 1921.

La iniciativa se presentó el lunes, antes del fracaso del gobierno nacional en el Congreso de la Nación en el tratamiento de la Ley Ómnibus, pero se conoció anoche. Lo presentó Rocío Belén Bonacci, una joven de 27 años, electa por Santa Fe. Y lleva la firma de legisladores oficialistas: Oscar Zago, Manuel Quintar, Lilia Lemoine, María Fernanda Araujo y Beltran Benedit. Tras conocerse el texto, trascendió que ni Zago ni Lemoine habrían aceptado firmar el proyecto. Incluso hoy el vocero presidencial Adorni dijo que no está en la agenda del presidente Javier Milei.  Fue por eso que la impulsora salió a aclarar en redes sociales: «el proyecto es mi iniciativa no del Ejecutivo y ha sido puesto a la consideración del cuerpo que integro».

Las preguntas emergen: ¿Por qué el oficialismo busca ahora, en esta coyuntura, debatir un tema que no estaba en agenda? ¿Intenta consolidar a su tropa? ¿Es un ejemplo de falta de lectura política? Ruth Zurbriggen es fundadora de la Colectiva Feminista La Revuelta, integrante de la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto y comparte su mirada: «creo que no se puede leer la presentación de este proyecto solo pensándolo como respuesta de lo que pasó en el Congreso. ¿Por qué? Porque tienen dentro de ese espacio político sectores que aborrecen la Ley 27.610 también están mostrando que no hay acuerdo sobre la oportunidad de hacer ahora esta presentación″.

El texto tiene un articulado corto, de dos páginas y 6 artículos. «Es un mamarracho», dice Ruth Zurbriggen, «es un texto pre 1921, es la expresión del conservadurismo». Y agrega: «me hace pensar en la canción de Liliana Felipe que dice son el atrás, están atrás, van para atrás».

El primer artículo deroga la Ley 27.610 de Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE) que legaliza el aborto en las primeras 14 semanas de gestación y después de ese plazo, cuando corre riesgo la vida o la salud de la mujer. A partir del segundo artículo hasta el último, busca modificar el Código Penal.

En el segundo artículo propone modificar el 85 del Código Penal. Establece penas para quien causara el aborto: «reclusión o prisión de tres (3) a diez (10) años, si obrare sin consentimiento de la mujer. Esta pena podrá elevarse hasta quince (15) años, si el hecho fuere seguido de la muerte de la mujer; reclusión o prisión de uno (1) a cuatro (4) años, si obrare con consentimiento de la mujer; y el máximum de la pena se elevará a seis (6) años, si el hecho fuere seguido de la muerte de la mujer.”

El tercer artículo deroga el 85 bis del Código Penal que establece penalidad a funcionarios, personal de salud o autoridad de establecimientos de salud que dilate injustificadamente, obstaculizare o se negare a practicar un aborto. El cuarto artículo busca modificar el 86 del Código Penal. Quita la no punibilidad en casos de que el embarazo provenga de un abuso sexual o una violación. 

El quinto y sexto artículo modifica el 88 del Código Penal y buscar elevar las penas para quienes aborten. El texto del oficialismo lo dice de la siguiente manera: “será reprimida con prisión de uno (1) a tres (3) años, la mujer que causare su propio aborto o consintiere en que otro se lo causare. La tentativa de la mujer no es punible. El juez podrá disponer que se exceptúe de la pena a la mujer en atención a los motivos que la impulsaron a cometer el delito, su actitud posterior, y la naturaleza del hecho”.

Ruth resume el articulado: «vos podés estar en contra de la 27.610, podés estar en contra del aborto pero ¿pretender volver a 1921? La propuesta empieza derogando la 27.610, después se mete con el Código Penal y solo deja la posibilidad del aborto cuando corre riesgo la vida de la mujer encinta», hace una pausa y repite, «si, así hablan: en cinta ¿en qué mundo viven? sacan la posibilidad del aborto ante situaciones de violación. Es a todas luces un texto que no resiste ni siquiera debate de una comisión en el Congreso«.

El gobierno de la nación, se postula contra los movimientos de mujeres y LGBTIQ+ y tiene criticas constantes a lo que llama «ideología de género». Incluso en el Foro de Davos, Javier Milei apuntó contra “la agenda sangrienta del aborto”. «Presentar este proyecto, es una falta de lectura política enorme», reflexiona Ruth, «no tienen ningún tipo de conciencia de la sensibilidad despenalizadora que logramos las feministas y transfeministas en este país».

«Desde que La Libertad Avanza ganó las elecciones desde los feminismos y los transfeminismo sabemos que estamos todo el tiempo bajo amenaza, que la vida se nos complicó un montón», dice Ruth y pregunta ¿por qué ahora? y esboza una respuesta: «a lo mejor parte de lo que quieren hacer es desviar la discusión social política que estamos pretendiendo instalar sobre el saqueo enorme que hay en este país, el hambre que están provocando con las medidas que han tomado hasta aquí, la vigencia del DNU. Quizás están presentando esto como estrategia para que nos metamos en una discusión que no se enfoque en los problemas que si son para resolver de manera urgente como la escalada de índices de pobreza, de precarización o el malestar«. Y concluye, «desvían la atención de la discusión que tenemos que dar en este momento, que es su deseo ferviente de concentración de riqueza, de poder, de saqueo».

Falta un mes para el #8M, el Día Internacional de las Mujeres Trabajadoras, fecha de paro y visibilización de las desigualdades de género. Desde distintos puntos del país, organizaciones de mujeres, feministas y transfeministas planifican actividades. Y las redes sociales eso se plasmó. Desde anoche se plagaron de mensajes que rechazan la iniciativa oficialista. «Creo que encienden nuestros deseos de estar en las calles. La respuesta va a ser enorme», dice Ruth y lanza una serie de preguntas: «¿Cómo se creen que vamos a regalar este derecho que nos costó tanto conseguir? ¿Se creen que amplios sectores de la sociedad, incluso sectores que les votaron, no reconocen el bienestar que trae la Ley 27.610 para la vida democrática de este país y para las vidas concretas de quienes abortan? ¿De verdad creen que vamos a retroceder sin oponer una fuerza creativa, inteligente que va a estar en las calles nuevamente el 8M?». No tarda y contesta: «que dejen de subestimarnos, a veces siento que no saben con quién se meten. La respuesta será estar en la calle».


Camino al 8M en Neuquén:


En Neuquén ya se están organizando las acciones para el 8M. Desde la Colectiva Feminista La Revuelta, junto a otras organizaciones convocan a una Asamblea Feminista para el jueves 15 de febrero a las 19 horas en el CPEM 53 (Colón 753).


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios