Su próxima jugada será ser candidato a senador por Buenos Aires



BUENOS AIRES (ABA).- Ayer por la mañana, ni bien volvió de Tribunales, Carlos Menem se reunió con sus colaboradores en su suite del hotel Presidente, en la Capital Federal.

Pasados los trámites judiciales que lo desvelaban, quería analizar su futuro político con sus operadores de confianza. Su nueva “amenaza”, tal vez una operación para fastidiar a los otros jefes del peronismo, es que en el 2005 se presentará como candidato a senador por la provincia de Buenos Aires, un territorio dominado por Eduardo Duhalde, y donde el presidente Néstor Kirchner quiere desembarcar presentado como candidata a su mujer, la influyente Cristina Fernández.

En declaraciones telefónicas al canal Crónica TV, Menem había anunciado sus nuevas intenciones: “Y si me presento como senador? ¿Por qué no? Si tengo diez años de residencia en Buenos Aires, por la quinta presidencial de Olivos. Siempre es

bueno competir en las ideas políticas”. Cuando le preguntaron si hablaba en broma, explicó entre risas: “¡No, qué voy a estar bromeando!”. Menem dijo luego que no sabía si Cristina Fernández se iba a terminar presentando como candidata, incluso acompañada en la misma lista por Hilda “Chiche” Duhalde.

En la reunión de ayer estaban el diputado Adrián Menem, el ex ministro de Justicia Rodolfo Barra, el ex vocero de la cancillería Jorge Raventos, el senador Luis Rubeo y el ex senador Héctor Maya. Los menemistas sacaron cuentas: dicen que la candidatura del riojano sirve para encolumnar a los peronistas críticos de Kirchner y Duhalde, que encuentran un líder en Buenos Aires. Piensan postular a Menem en un frente integrado por distintos sectores, entre los que se encontrarían los dirigentes fieles a Adolfo Rodríguez Saá, Luis Patti o Jorge Sobisch. “Incluso, no descartamos aliarnos con López Murphy –se entusiasmó un menemista-. En las elecciones del 2003, Duhalde nos ganó solamente por 400 mil votos en su propia provincia. Ahora le vamos a ganar nosotros”.

Menem, según explican sus principales operadores, cree que si él se presenta como candidato por Buenos Aires, va a terminar bloqueando a Cristina Fernández, o incluso la del propio Duhalde, que entre sus íntimos no descarta presentarse como candidato: “A Cristina o a Duhalde les ganamos 9 a 1”, exageran cerca del ex presidente.

Menem instruyó a los suyos para que dejen correr esta nueva amenaza que busca instalarlo de vuelta en el escenario nacional. Sus colaboradores aseguran que la cosa van en serio y que la campaña del riojano comenzará el 15 de enero, cuando el ex presidente vuelva de Chile.

Nota asociada: Menem prometió y luego pidió salir del país  

Nota asociada: Menem prometió y luego pidió salir del país  


Comentarios


Su próxima jugada será ser candidato a senador por Buenos Aires