Tres años por matar a su concubino violento

Los jueces de Cipolletti consideraron que fue un “homicidio con exceso en la legítima defensa” el ocurrido en Las Perlas, porque la mujer era víctima de constantes malos tratos.



#

La imputada lleva un año detenida. Primero dijo que fue un suicidio, luego confesó todo. La condenaron a tres años de prisión efectiva.

Archivo

CIPOLLETTI (AC).- La mujer que apuñaló y mató a su concubino en un contexto de extrema violencia fue condenada a tres años de prisión efectiva. Los jueces de la Cámara Primera de Cipolletti convalidaron su declaración y la juzgaron por el delito de “homicidio con exceso en la legítima defensa”. La imputada, que está detenida, confesó el crimen pero también relató los malos tratos que recibía constantemente de su pareja. Nélida Beatriz Varela, de 39 años, llegó a juicio procesada por el homicidio de Sergio Allende, de 40, que ocurrió el 15 de agosto de 2014 en el paraje Las Perlas, que está a 15 km del centro de Cipolletti. Ese día, cuando ya había caído la noche, un vecino llamó al destacamento policial y avisó que había una persona herida. Enseguida llegaron los suboficiales de la Comisaría Cuarta y, ante la gravedad del caso, se presentaron también el juez y el fiscal de turno. Para ese momento, Allende estaba tirado y ya sin vida. En un primer momento la mujer no confesó el homicidio. Según dijo, fue “por temor a perder a su hija”, que es menor de edad y se encontraba en la vivienda al momento del hecho. Entonces habló de un suicidio, pero la prueba científica demostró lo contrario. El debate se realizó la última semana de agosto en Cipolletti. Al principio, el fiscal Gustavo Herrera y el defensor estatal Sebastián Nolivo “iban a llegar a un acuerdo”, según informaron las fuentes judiciales. Sin embargo, los familiares de Sergio Allende no prestaron su consentimiento. Cómo la primera declaración de Varela había sido confusa, la mujer fue procesada por “homicidio agravado por el vínculo”, que se reprime con prisión perpetua. Pero tiempo después habló con el defensor y relató situaciones que encuadraron en un caso de violencia de género. Incluso aportó pruebas (fotos y certificados médicos) que daban cuenta de los malos tratos. Durante el debate, Varela relató los reiterados hechos de violencia que venía padeciendo y contó que esa noche su concubino había tomado alcohol y que discutieron. En esas circunstancias, ella se defendió con el cuchillo y terminó apuñalándolo. El fiscal Herrera consideró que hubo “exceso en la legítima defensa” y reclamó cuatro años de cárcel. Nolivo alegó legítima defensa plena y pidió la absolución o, como segunda opción, tres años en suspenso. Finalmente la Cámara le impuso esa pena, pero efectiva. El voto rector fue de la jueza Alejandra Berenguer, y adhirieron los camaristas Javier Meynet y Julio Sueldo.

En Cipolletti


Comentarios


Tres años por matar a su concubino violento