Una íntima de los Bush sería la sucesora



WASHINGTON (AFP) -El presidente estadounidense, George W. Bush, le ofreció a Condoleezza Rice el cargo que dejó vacante el secretario de Estado Colin Powell, quien hoy presentó su renuncia, informaron voceros de la Casa Blanca.

A su vez, Rice será reemplazada al frente del Consejo para la Seguridad Nacional por Steve Hadley, su actual número dos.

Rice deberá sortear primero la aprobación del Senado para asumir el cargo, pero analistas políticos locales dieron por descontado que ese proceso será rápido y sin sobresaltos.

Powell continuará un par de meses en la secretaría de Estado hasta que su sucesora sea aprobado por el Congreso.

Académica experta en la Guerra Fría, Rice es quizás la consejera más escuchada y una amiga personal de los Bush.

Ella dirige, desde la entrada de este último a la Casa Blanca en 2001, el Consejo Nacional de Seguridad (NSC), encargado de coordinar las relaciones entre la presidencia, el departamento de Estado, el Pentágono y los servicios de inteligencia.

Considerada fría y enérgica, Rice sin embargo ha probado en algunas dificultades regular las relaciones entre Powell y “halcones”.

Además, como política interna, la nominación de esta experta permitiría mantener a un negro en uno de los principales puestos del gobierno.

La nueva secretaria de Estado será recibido por una serie de problemas de política exterior, especialmente la situación en Irak. De acuerdo al propio Powell, la lista incluye las amenazas nucleares representadas por Norcorea e Irak, la guerra contra el terrorismo, los debilitados lazos con Europa, y el proceso de paz en el Oriente Medio tras la muerte del líder palestino Yasser Arafat.


Comentarios


Una íntima de los Bush sería la sucesora