Una tormenta geomagnética puede impactar a la Tierra: de qué se trata

Es un fenómeno vinculado a la explosión solar. Según indican los científicos, su potencial puede afectar redes eléctricas, transformadores y satélites.





El Centro de Predicción del Clima Espacial (SWPC) del Servicio Meteorológico Nacional en Estados Unidos advirtió que la Tierra podría ser impactada por una tormenta geomagnética de clase G2, provocada por el Sol y presente alrededor de la atmósfera desde el lunes.

Se trata de un fenómeno que comienza con una explosión en la superficie solar, y se originan por una eyección de masa coronal – onda hecha de radiación y viento solar – desprendida del astro mayor.

Para afectar a la Tierra, la actividad debe estar orientada hacia ella y puede resultar en un importante exceso de viento solar. Sin embargo, en niveles bajos no representa un daño para los humanos.

El informe fue emitido el pasado 31 de agosto por el SWPC, donde se precisó que dadas las condiciones «es probable que cause una tormenta geomagnética menor».

Este tipo de fenómenos son capaces de dañar redes eléctricas y transformadores, interferir con los satélites, interrumpir las comunicaciones de radio y producir auroras mucho más al sur del planeta.

El Centro de Clima Espacial reportó varios eventos explosivos que estuvieron ocurriendo en el Sol en los últimos días, con incidencia en la Tierra. Por ejemplo, se detectaron auroras en el sur de Alaska; en Nueva York; en Vermont; en New Hampshire y en Maine. 

Las tormentas geomagnéticas se clasifican en una escala del 1 al 5, siendo 1 la más débil y 5 la que tiene el mayor potencial de daño. Las tormentas de nivel 2 o G2 suelen ser moderadas.


Comentarios

Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
Una tormenta geomagnética puede impactar a la Tierra: de qué se trata