A un paso del Juicio por jurados

En la capital provincial se desarrolló el último ensayo de la metodología que se aplicará en Río Negro, a partir de marzo de 2019. Se ventiló un caso de abuso sexual de un padre a su hija adolescente. Seis de los jurados lo consideraron culpable.



#

La última prueba generó expectativas entre magistrados, funcionarios y empleados del Poder.(Foto: Marcelo Ochoa )

Con el tratamiento de un caso de abuso de un padre a su hija adolescente, se desarrolló en la capital provincial el último ensayo previo a la implementación del juicio por jurados que se pondrá en práctica en la provincia de Río Negro a partir de marzo de 2019.

Esta metodología se aplicará cuando el fiscal anticipe que pedirá una pena mayor a doce años de prisión, en el resto de los casos el juicio se realizará ante los jueces profesionales.

También el monto de la pena tendrá relación con la composición del jurado popular que podrá ser de 7 o 12 integrantes. En ambos casos se sumará otro integrante que será suplente y recién se conocerá su identidad en los momentos previos al inicio de las deliberación del jurado.

La actividad organizada por la Escuela de Capacitación Judicial se desarrolló en el auditorio del Poder Judicial y contó con las presencias de los integrantes del Superior Tribunal, Adriana Zaratiegui, Liliana Piccinini, Ricardo Apcarian y Enrique Mansilla; los jueces del Tribunal de Impugnación, Miguel Cardella y Rita Custet; el Procurador General, Jorge Crespo; además de jueces, fiscales, funcionarios del Poder y público en general.

La coordinación estuvo a cargo de la actriz local Rosa Valsecchi, responsable del armado de los personajes de la víctima, los testigos y los peritos que pasaron por la sala de audiencias.

Como juez técnico actuó Marcelo Álvarez, Hernán Trejo fue el fiscal y Pedro Vega y Juan Álvarez Costa cumplieron las funciones de defensores oficiales.

Tras las explicaciones generales a cargo de Cardella, se inició la audiencia con la selección de los jurados. Se presentaron 16 personas elegidas por sorteo por la Oficina Judicial y las partes hicieron los cuestionamientos que consideraron necesarios para las impugnaciones. Cuatro fueron del Ministerio Público Fiscal y otras cuatro de la defensa. De las ocho personas que no fueron aprobadas en tres casos se debió a impedimentos legales (un pastor, un abogado y un cadete de policía) y en los restantes por razones de parcialidad. Esos jurados fueron excluidos sólo en este proceso y pueden ser elegibles en otros.

Tras el alegato del fiscal y la presentación del caso por parte de la defensa, fue el turno de los testigos, incluidos los peritos forenses, y la primera parte de la audiencia culminó con los alegatos de las partes.

La clave del nuevo proceso es la deliberación de los jurados, quienes primero deben determinar la existencia del hecho investigado y luego la culpabilidad o no del acusado. En una audiencia futura el juez es el encargado de establecer la pena en los casos que el o los imputados sean declarados culpables.

Luego de diferentes actividades encaradas por la Escuela de Capacitación Judicial a lo largo del año destinadas magistrados y operadores del Poder, que incluyeron destacados especialistas nacionales; se realizó este simulacro final en Viedma que tendrá continuidad en otras circunscripciones judiciales.

Tareas y obligaciones de jurados populares

Serán 7 integrantes cuando el fiscal anticipe una pena de entre 12 y 25 años.

Estará formado por 12 miembros cuando la pena sea mayor a 25 años.

En el juicio recibirán -sin intermediarios- todas las pruebas, testimonios y alegatos.

La deliberación será secreta y puede durar hasta dos días. Pueden pedir un régimen de resguardo o incomunicación.

La decisión puede ser unánime o por mayoría. En los casos de 7 se logra mayoría con 6 y en los de 12 con 10 opiniones iguales.

“Creo que es el mejor sistema que podemos tener en Río Negro. Que las decisiones las tomen los ciudadanos jueces”.
Miguel Cardella, juez de Impugnación y vocero durante el ensayo.

“Vamos a llegar bien. Hubo mucha capacitación y con los juicios por jurados volvemos a introducir una figura totalmente nueva”.
Jorge Crespo, Procurador General de Río Negro.


Comentarios


A un paso del Juicio por jurados