Alemania estará dividida en dos el sábado en la final de la Liga de Campeones, pero el Borussia Dormund-Bayern Múnich no será el único partido que se dispute en Wembley: las firmas deportivas Adidas y Puma librarán el otro duelo, el de los dos mayores productores de artículos deportivos de Europa.



#

Adidas, marca histórica de los bávaros, y Puma, patrocinador del Dortmund, se jugarán el prestigio y la publicidad que dará el ganador, lo que se traduce en dinero en el ámbito empresarial. Ambos aspiran a aprovechar la enorme atención que concita la final para vender más.

Las dos empresas de Herzogenaurach mantienen una fuerte rivalidad desde hace décadas. En 1924, los hermanos Adolf (Adi) y Rudolf Dassler fundaron juntos una fábrica de calzado, pero más tarde separaron y cada uno formó su propia firma: Adolf fundó Adidas y Rudolf Puma.

Si bien los tiempos de competencia más apasionada ya quedaron atrás, en Herzogenaurach todavía se siente esa rivalidad: todos bajan la mirada para detectar qué marca de calzado usa la persona que está en frente. Se considera un signo de pertenencia: a Adidas, la segunda marca mundial de artículos deportivos, o a Puma, la número tres pero a una gran distancia.

La firma del felino dio un gran golpe con la llegada a la final, porque el Dortmund es de Puma sólo desde 2012, algo que se refleja en la euforia de la empresa.

“La final es un cierre excelente para una temporada muy exitosa”, dijo a dpa el portavoz de la marca, Ulf Santjer.

No en vano, el Dortmund es el único equipo alemán patrocinado por Puma que llegó a las eliminatorias de la Champions. Adidas, en cambio, es también la firma deportiva de grandes equipos como Milan, Real Madrid o Schalke.

Adidas, abreviatura de (Adi Dassler), es además el socio oficial de la UEFA en la organización del torneo y provee el vestuario de árbitros. La empresa no quiso precisar cuánto cuesta esa presencia, pero aproximadamente el 13,5 por ciento de su facturación anual, que alcanzó en 2012 los 14.900 millones de euros (19.200 millones de dólares), se destina a marketing y patrocinio.

La segunda firma deportiva mundial usará los altos índices de audiencia de la final para mostrar un nuevo botín de fútbol, presentado oficialmente hace pocos días.

Puma también aprovechará la ocasión para presentar delante de aficionados y expertos una bota nueva. La empresa se concentra actualmente en el deporte, después de varios años en que su perfil se asoció a un estilo de vida.

Junto con sus respectivos equipos, los proveedores de ropa tienen también contrato con algunos jugadores: Puma viste bajo contrato al portero del Dortmund Roman Weidenfeller, al delantero Marco Reus y, sobre todo, al entrenador, Jürgen Klopp.

Sin embargo, las empresas pueden proveer las zapatillas a jugadores que visten la camiseta de la firma rival. El defensa bávaro Dante pisará la cancha de Wembley con unos botines Puma y una camiseta Adidas.

Además, entre los jugadores del Dortmund hay siete que calzarán Adidas: Sven Bender, Neven Subotic, Mats Hummels, Julian Schieber, Moritz Leitner, Mitchell Langerak y el capitán, Sebastian Kehl.

La final del sábado en Wembley servirá de escaparate para los dos firmas alemanas, que librarán su propio partido sobre el césped del mítico estadio londinense.

dpa


Comentarios


Diario Río Negro - Noticias de Río Negro y Neuquén Patagonia Argentina