Agricultores e industriales, atemorizados



Cámaras empresariales que representan a la industria, el comercio y la producción agrícola en Argentina coincidieron ayer en expresar su temor en que los acuerdos con China amenacen la producción local y deriven en una avalancha de importaciones.

Este acuerdo comercial representa “una amenaza cierta” para la producción textil nacional, consideró ayer Aldo Karagosian, presidente de la Fundación Pro Tejer que nuclea a los productores textiles. “Es imposibl competir de igual a igual con China, por eso tenemos un aluvión de productos chinos”, remarcó Karagosian al advertir al gobierno de Kirchner que sería “un mal negocio” acordar la exportación de materias primas a cambio de manufacturas de ese país.

“Estamos muy preocupados porque Argentina, en este momento, tiene que generar empleo en lugar de exportar materias primas para importar manufacturas” algo que en opinión del dirigente textil perjudicará a la industria nacional. Un argumento que compartió el presidente de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), Osvaldo Cornide, quien consideró que “no se puede competir” con un país como China “que paga cincuenta centavos de dólar por hora de trabajo”.

“Toda la gente que importa mercadería china de buena calidad, desde mochilas hasta juguetería, (lo hace) a precios absolutamente imposibles de competir”, subrayó. Cornide advirtió que un amplio acuerdo comercial con China es para Argentina “un riesgo muy grande porque (es un país que) no está bajo el control de la Organización Mundial del Comercio y (por eso) puede comercializar cosas subsidiadas y a precios de dumping”. Recordó el reciente apoyo que China recibió de Brasil para que sus productos sean reconocidos como provenientes de una economía de mercado. (AFP)

Nota asociada: VISITAS EXTRANJERAS: Corea del Sur cerró acuerdos comerciales y se interesa por el Mercosur  

Nota asociada: VISITAS EXTRANJERAS: Corea del Sur cerró acuerdos comerciales y se interesa por el Mercosur  


Comentarios


Agricultores e industriales, atemorizados